¿Son los alimentos orgánicos más sanos que los convencionales?

¿Son los alimentos orgánicos más sanos que los convencionales?

¿Nos votas?

Según un estudio de la Universidad de Stanford, no hay evidencias científicas que permitan afirmar que el consumo de alimentos orgánicos es más saludable que el de aquellos productos obtenidos a partir de las prácticas de la ganadería y agricultura convencionales.

El estudio, que ha consistido en la revisión de 240 artículos previos, tenía como finalidad la búsqueda de las posibles diferencias a nivel nutricional que el consumo de productos orgánicos o convencionales puede aportar a nuestro organismo. Los resultados, publicados en la revista Annals of Internal Medicine, aseguran que no hay diferencias significativas, desde el punto de vista de la salud, entre una dieta basada mayoritariamente en alimentos orgánicos y otra que incluya principalmente alimentos obtenidos a través de métodos convencionales.

Según  Dena Bravata, una de las autoras del estudio,  si basamos nuestra decisión en cuestiones de salud, no hay nada que justifique el que nos decantemos por alimentos orgánicos.

En la investigación se han analizado un total de 17 estudios realizados en humanos con alimentos orgánicos y convencionales, y otros 223 estudios en los que se comparan los niveles de bacterias, contaminación por pesticidas y nutrientes entre ambos tipos de alimentos. Tras diversos análisis, no se han encontrado evidencias significativas en el contenido de vitaminas. Tan solo en el caso del fósforo se ha visto que en está presente en mayor concentración en los alimentos orgánicos que en los convencionales. Desde el punto de vista clínico, este aspecto no tiene relevancia, ya que el porcentaje de personas que pueden sufrir una deficiencia de este elemento es realmente pequeño.

Se han analizado algunos de los alimentos que tienen una mayor presencia en la dieta de la mayor parte de la población. En el caso concreto de la leche, se ha comprobado que tampoco hay diferencias en cuanto a la concentración de grasas y proteínas entre la leche convencional y orgánica. Sin embargo, algunos estudios sí que apuntan a una mayor concentración de omega 3 en la leche obtenida bajo los cánones de la ganadería orgánica.

En lo que sí coinciden los diversos estudios analizados, es en que los alimentos orgánicos presentan notables diferencias en comparación con los convencionales en cuanto a concentración de pesticidas se refiere. Los orgánicos tienen, por norma general, en torno a un 30% menos de sustancias contaminantes.  A pesar de presentar niveles más bajos, los autores del estudio aseguran que los alimentos orgánicos no están totalmente libres de pesticidas. También se señala que aunque los convencionales presenten mayores niveles de estos productos químicos, dichos niveles siempre se sitúan dentro de los límites permitidos.

En palabras de Bravata, más allá de la salud, hay muchas otras razones para decantarse por el consumo de productos orgánicos. Entre otros, cabe destacar la presencia de mayor sabor en los alimentos orgánicos, así como el respeto que hacia el medio ambiente conlleva la producción de este tipo de alimentos.

Los alimentos orgánicos  han aumentado su popularidad en los últimos años, aún siendo su precio en ocasiones hasta el doble que el de los convencionales. En EEUU, entre 1997 y 2011 las ventas pasaron de 3600 millones de dólares a un total de 24400 millones.Imagen:flic.kr/p/4SrQMu Fuente:agenciasinc

Deja tus comentarios y dudas en nuestro facebook