León, de Ciudad Romana a Capital Gastronómica

León, de Ciudad Romana a Capital Gastronómica

Danos tu valoracion

¡Hola Cocinacas! En nuestra sección de Comer y Viajar te enseñamos el mejor turismo y la gastronomía de la ciudad que visitamos, para que sepas qué ver y qué comer, ya que la gastronomía es una de las partes más interesantes de viajar.

¿Has estado alguna vez en la ciudad de León? Ubicada al noroeste de España, no es muy grande, pero tiene mucho encanto. Es conocida porque el Camino de Santiago atraviesa la ciudad y parte de la provincia, pero también por su rica gastronomía.

Primero te contaremos cuáles son los principales monumentos que tienes que visitar o algunos pueblos de la provincia que no te puedes perder si vas con tiempo. Después te recomendaremos restaurantes en los que probar platos típicos, ya que algunos de ellos no será fácil encontrarlos fuera de esta localidad.

León, ciudad de reyes y de buen comer

Palacio de Botines en León
Palacio de Botines de Gaudí

León es una ciudad romana, por lo que al caminar por sus calles te encontrarás restos de las murallas, las cuales delimitan el casco antiguo. Esta será nuestra primera parada, la Muralla de León. Declarada Monumento Histórico Artístico, está considerada como una de las más antiguas de España. No se conserva en su totalidad, pero hay varios tramos accesibles para pasear.

En pleno casco antiguo se encuentra la Basílica o Colegiata de San Isidoro. Es una de las construcciones románicas más destacadas en toda la geografía española. Dentro se encuentran varias capillas, el Panteón de los 33 Reyes de León y el Museo con importantes referencias y obras románicas.

Otro de los edificios históricos más emblemáticos de la ciudad es el Palacio de los Guzmanes, cuyo nombre hace referencia a la poderosa familia leonesa a la que perteneció. Hoy alberga las oficinas de la Diputación Provincial de León, aunque es posible entrar para visitar su patio renacentista.

En frente se encuentra el Palacio de Botines de Gaudí, comúnmente conocido como Casa Botines. Es un edificio de estilo neogótico con influencias modernistas, una de las tres obras que el arquitecto catalán construyó fuera de Cataluña. En 2017, se abrieron sus puertas por primera vez como museo. Con tan solo girarnos y dar la espalda a su fachada, veremos la Plaza de San Marcelo o Plaza de las Palomas. Así la denominan los leoneses, debido a la abundancia de estas aves, en la que se encuentra el antiguo Ayuntamiento.

Separada por unos pequeños jardines y retrocediendo nuestros pasos, volveremos hacia el Palacio de los Guzmanes. Ahí dará comienzo la Calle Ancha, una de las principales vías peatonales y comerciales de la ciudad. Esta atraviesa el caso antiguo y nos dirige hacia la majestuosa Catedral de León.

La Catedral de Santa María de la Regla de León es una de las catedrales góticas de estilo francés más emblemáticas de España. Fue construida en el siglo XIII, sobre las ruinas de unos antiguos baños de origen romano. Lo más llamativo del exterior de la Catedral de León es su fachada occidental con sus dos torres góticas de más de 60 metros cada una. En su interior, se puede disfrutar de los colores armónicos que desprenden las 125 vidrieras, por las que la Catedral se ha ganado el apodo de Casa de la Luz.

Plaza Mayor de León
Plaza Mayor de León

Desde la misma Plaza de la Regla, en la que nos encontramos, nos dirigimos hacia la Plaza Mayor. Se encuentra situada en pleno centro del casco antiguo de la ciudad y del Barrio Húmedo. Tiene un aspecto muy parecido a las típicas plazas castellanas que pueden verse en otras ciudades españolas. La diferencia es que esta es una de las que mejor se conservan. Posiblemente el elemento más llamativo son sus soportales arqueados, que dan cobijo a bares y pubs. En ella se sigue celebrando el tradicional mercado semanal, los miércoles y los sábados, en el que se venden frutas, verduras hortalizas, embutidos, quesos y ropa.

Si te gusta ver y comprar productos locales, también te recomendamos acercarte hasta la Plaza del Conde Luna donde se encuentra el Mercado del Conde Luna, especializado en alimentación.

El Barrio Húmedo y el Barrio Romántico o Gótico se encuentran separados por la Calle Ancha y ambos son las zonas preferidas de turistas y foráneos para disfrutar de la gastronomía y de la noche. En ellas se encuentran una gran cantidad de restaurantes y bares de tapeo en los que degustar la gastronomía más representativa de la provincia.

También tienes que visitar el Antiguo Convento de San Marcos, convertido en Hotel Parador de cinco estrellas; el Auditorio de León que se encuentra a escasos metros y el MUSAC, el Museo de Arte Contemporáneo, que te sorprenderá por su particular y colorida fachada.

Minas romanas antiguas de Las Médulas
Minas romanas antiguas de Las Médulas

Si cuentas con más días, la provincia de León es extensa y tiene mucho que ver. Algunos de los pueblos más famosos que te recomendamos visitar son, por ejemplo: Castrillo de los Polvazares y Astorga, donde pondrás degustar un típico cocido maragato y visitar el Palacio Episcopal de Gaudí. En la comarca de El Bierzo y Las Médulas, encontrarás paisajes naturales espectaculares y podrás degustar el producto más peculiar de esta zona, el botillo. Es un producto cárnico que se elabora con piezas troceadas procedentes del despiece del cerdo, que se condimentan, quedan embutidas en el ciego del cerdo y luego es ahumado y semicurado. O incluso podrás disfrutar de los pueblos de la montaña leonesa y comer cecina de chivo en el pueblo de Vegacervera.

Capital Gastronómica 2018

León fue nombrada Capital Gastronómica en 2018. La ciudad y su provincia cuenta con una extensa gastronomía, denominaciones de origen y multitud de productos de alta calidad, así como establecimientos gastronómicos de gran nivel y prestigiosos profesionales reconocidos en toda España.

Si buscas donde comer en la ciudad, cualquier leonés te recomendará en primer lugar, “ir de tapas” por el barrio Húmedo y el barrio Gótico. En cualquier bar al que vayas, te servirán gratis una tapa con tu consumición. Muchos de ellos, sobre todo en el casco antiguo, tienen su propia carta de tapas para que elijas.

Si prefieres sentarte y comer tranquilamente, hay muchos restaurantes destacados por su cocina tradicional leonesa y su comida casera. Algunos de ellos son Casa Mando situado a las puertas del Barrio Húmedo, Restaurante Nuevo Racimo de Oro en la Plaza de San Martín o Restaurante Ezequiel en la Calle Ancha.

Además, la ciudad cuenta con dos restaurantes con una Estrella Michelín cada uno, Cocinandos y Pablo. Ambos elaboran menús en los que exaltan la cocina leonesa y para ello utilizan productos locales y de temporada.

Cecina de León con pan
Cecina de León

Entre los alimentos más destacados de la gastronomía leonesa se encuentran los embutidos, entre los que debemos hacer una especial mención a la cecina, un alimento exclusivo de León. Es carne de vacuno curada, cuya producción está regulada por una Indicación Geográfica Protegida (IGP). También es típica la morcilla, que a diferencia de la de Burgos, no lleva arroz, si no que es más líquida y se come untada en pan.

También destacan platos como la sopa de ajo y la sopa de trucha. Ambas se elaboran con un sofrito de ajo, pimentón, agua y pan viejo, pero, además, la segunda integra la trucha como protagonista. Se sirven en cazuelas de barro.

Las ancas de rana, la tortilla guisada o algunas carnes como el cordero asado o el jabalí, también se encuentran en el recetario leonés.

Esperamos que te haya gustado este paseo por la ciudad de León y su gastronomía.

Déjanos un comentario para contarnos cuál te gustaría que fuera la próxima ciudad que visitemos. Si es la tuya, nos encantaría ir y saber qué lugares nos recomendarías ver y, sobre todo, cuáles son los platos más típicos que nos recomiendas probar.

¡Hasta la próxima Cocinacas!

Deja tus comentarios y dudas en nuestro YouTube