Pollo al Ajillo

40 m
Calorías: 160
Fácil

Os traemos un plato que es tradicional de la cocina española, el Pollo al ajillo. Puedes cocinarlo de varias formas, una muy fácil como esta, y también puedes hacer pollo al ajillo en salsa, una receta fácil y exquisita, algo diferente a esta y muy rica que también os recomendamos preparar, además, con nuestro vídeo podrás seguir todos los pasos sin ninguna dificultad.

El ajo se comenzó a usar como remedio contra numerosas infecciones hace miles de años. Su consumo aporta grandes beneficios al sistema inmunitario y a nuestro corazón. Diversos estudios han demostrado que actúa reduciendo los niveles de colesterol y presión arterial. Además, su consumo puede ayudar a prevenir y combatir diversos tipos de cáncer.

Para aprovechar todas las propiedades del ajo es preferible comerlo crudo, sin embargo, aunque lo cocinemos, podemos seguir beneficiándonos de algunos de sus compuestos. Por tanto, la receta de hoy es una buena forma de consumir una importante cantidad de este alimento. Además, al combinarlo con una carne baja en grasa como es la de pollo, obtenemos un plato realmente saludable con el que nutrimos nuestro cuerpo con una buena dosis de proteínas de gran valor biológico.

Pollo al Ajillo

Ingredientes para 2 personas

  • Pollo troceado - 500 gramos
  • Ajo - 3 Dientes
  • Aceite para freir
  • Sal - al gusto
  • Pimienta - al gusto
  • Ajo en polvo - al gusto
  • Harina - para rebozar
  • Caldo de pollo - 1/2 taza o 125 ml.

Cómo hacer Pollo al ajillo frito

  1. Pelamos los ajos y los laminamos. Añadimos un chorro de aceite a nuestra sartén, ponemos a calentar y cuando esté caliente añadimos los ajos laminados. Los retiramos una vez dorados y reservamos.
  2. Cogemos nuestras piezas de pollo, las añadimos sal, pimienta y ajo en polvo. Ponemos de nuevo la sartén a calentar y añadimos nuestras piezas de pollo rebozándolas previamente en harina.
  3. Freímos a fuego medio por ambos lados, en total unos 8 a 10 minutos en total. Los sacamos a un plato con papel absorbente.
  4. Cambiamos el aceite a la sartén. Añadimos nuestro pollo, el ajo laminado, zumo de medio limón y la taza de caldo de pollo. Cocinamos removiendo de vez en cuando y dando la vuelta a nuestro pollo al ajillo unos 10 minutos. Aquí puedes hacer más o menos el pollo en función del punto que te guste. Que aproveche!

Notas y Consejos

Podéis hacer esta receta con otros tipos de carne como pudiera ser de conejo, es un plato muy sencillo y muy fino que seguro os encantará.

Pollo al Ajillo

¿Te ha gustado?

Deja tus comentarios y dudas en nuestro facebook