Masa de Pizza Sin Levadura

Masa de Pizza Sin Levadura

Danos tu valoracion

La pizza es una de las elaboraciones de mayor presencia en las cocinas de medio mundo. De origen italiano, en la actualidad podemos encontrarla en prácticamente cualquier país, ello se debe en parte a las cadenas de comida rápida que han globalizado este y otros alimentos como las hamburguesas, los tacos o los perritos calientes. En Cocina Casera tenemos un amplio repertorio de pizzas y de bases de masa para pizza, como, por ejemplo, nuestra masa de pizza fácil con cerveza, o nuestra masa base con masa madre. Si queréis ver otras muchas opciones, os recomendamos que hagáis uso del buscador que encontraréis en la parte superior derecha de nuestra página.

En la receta de hoy, os vamos a mostrar cómo elaborar una masa de pizza sin levadura. Es una receta ideal para quienes apenas disponen de tiempo que dedicar a la cocina, o para uno de esos días en los que se nos antoja hacer una pizza pero no tenemos ganas de esperar a que la masa fermente. La base que se obtiene con esta receta se caracteriza por una textura más parecida a la de una empanada que a la de una pizza tradicional. Lo bueno es que se prepara en muy pocos minutos, lo que sin duda os resolverá más de una cena o comida.

Si tenéis un poco más de tiempo, os recomendamos que probéis también alguna de las recetas de masa para pizzas que recopilamos en nuestro recetario, aunque su tiempo de elaboración es ligeramente superior al de la receta de hoy, estamos seguros de que quedaréis muy sorprendidos con su deliciosa textura y sabor.

Ingredientes [Para 4 personas]:

  • Harina de trigo – 220 gramos
  • Sal – una pizca
  • Agua templada – 135 gramos
  • Aceite de oliva – 10 gramos

Pasos de la Masa de Pizza Sin Levadura

  1. En un cuenco, mezclamos la harina con la sal.
  2. Seguidamente, vertemos el agua y el aceite de oliva y volvemos a mezclar.
  3. Continuamos amasando a mano hasta que la harina absorba todo el líquido. En ese momento, tapamos el cuenco con un plástico y dejamos que la masa repose durante 20 minutos. Durante ese tiempo la harina terminará de hidratarse por completo.
  4. Pasado el tiempo de reposo, espolvoreamos con harina una lámina de papel vegetal y ponemos la masa encima. Con la ayuda de un rodillo la extendemos.
  5. A continuación, ponemos por encima una buena capa de tomate frito y repartimos el resto de ingredientes que deseemos.
  6. Llevamos al horno precalentado a 200ºC y horneamos durante 25 minutos o hasta que los bordes de la masa estén dorados.
  7. Pasado el tiempo de cocción, retiramos del horno y servimos.

Anotaciones y Consejos

Para que la masa quede completamente circular podéis hacer uno de un molde para recortar el borde, en el vídeo os mostramos cómo hacerlo. En cualquier caso, podéis dar a la masa la forma que deseéis.

Deja tus comentarios y dudas en nuestro facebook