bizcocho a la taza o mug cake

Bizcocho a la taza o Mug Cake

¿Nos votas?

Bizcocho a la taza o Mug Cake

El bizcocho a la taza, o también denominado como “mug cake”, es uno de los postres de más rápida preparación de los que podáis encontrar. Todo el proceso, desde que se pesan los ingredientes hasta que tenemos ante nosotros un humeante y delicioso bizcocho de chocolate, no nos llevará más de 10 minutos. Sí, habéis leído bien, en apenas unos minutos, desde que os decidáis a hacerlo, este bizcocho estará disponible para ser comido. El secreto de esta inmediatez es la forma de cocción, y es que este mug cake no se hornea como la mayoría de bizcochos, si no que su cocción se lleva a cabo en un horno microondas, de este modo, en apenas 2 minutos y medio tenemos listo un delicioso dulce.

En Cocina Casera podéis encontrar la recetas de otros ricos bizcochos, como nuestro bizcocho de chocolate sin harina, o nuestro bizcocho casero de naranja y kiwi.

Vídeo de la receta

Ingredientes [para 1 taza]:

  • Huevo – 1 unidad
  • Leche – 30 gramos (2 cucharadas grandes)
  • Aceite de girasol – 15 gramos (1 cucharada grande)
  • Cacao puro en polvo – 15 gramos (2 cucharadas grandes)
  • Canela molida – 1/2 cucharada pequeña
  • Azúcar – 20 gramos (2 cucharadas grandes)
  • Harina de trigo – 30 gramos (4 cucharadas grandes)
  • Levadura química (polvo de hornear) – 1/3 cucharada pequeña
  • Sal – una pizca
  • Azúcar glas – para espolvorear

Elaboración de la receta

  1. Comenzamos echando el huevo en un cuenco, junto con una pizca de sal. Batimos ligeramente, con la ayuda de unas varillas,  hasta que se forme un poco de espuma.
  2. Añadimos al cuenco la leche y el aceite y seguimos batiendo hasta que ambos ingredientes se integren con el huevo batido.
  3. A continuación, y con la ayuda de un colador, tamizamos, sobre el cuenco de los ingredientes líquidos; la harina, la canela, el cacao en polvo y la levadura, y continuamos batiendo con las varillas hasta que se integren con los ingredientes líquidos.
  4. Una vez que tenemos la masa lista, la vertemos dentro de una taza. El volumen de la masa que vertamos no debe superar la mitad de la capacidad de la taza.
  5. Ya solo nos queda meter la taza en el microondas y programar dos minutos y medio a máxima potencia. El tiempo está calculado para un microondas con una potencia en torno a los 800 watios.
  6. Una vez que tengamos cocido nuestro bizcocho, lo retiramos del microondas y lo servimos de inmediato. Podemos sacarlo de la taza o servirlo directamente dentro de ella. Si lo deseamos, podemos espolvorear un poco de azúcar glas justo en el momento de servir.

Anotaciones y consejos

Si lo deseamos, podemos mezclar todos los ingredientes directamente dentro de la taza. A nosotros nos resulta más cómodo mezclar los ingredientes en un cuenco y verter la mezcla en la taza.

Este bizcocho se debe consumir de inmediato, ya que a medida que se enfría va a adquiriendo una textura algo gomosa.

Deja tus comentarios y dudas en nuestro facebook