Masa de Pizza sin horno, a la Plancha

Masa de Pizza sin horno, a la Plancha

¿Nos votas?

En Cocina Casera somos unos amantes de la cocción a la plancha, prueba de ello son las numerosas recetas que recogemos en nuestro recetario, como, por ejemplo, nuestro plato de ternera marinada con vino. Os invitamos a ver otras recetas haciendo uso de nuestro buscador.

En esta ocasión os vamos a enseñar a preparar pizza a la plancha, ¡¡sí!!, habéis leído bien: ¡pizza a la plancha! Y es que de entre las amplias virtudes de esta técnica de cocción se encuentran la de poder cocinar todo tipo de ingredientes. Para preparar la elaboración de hoy hemos hecho uso de una plancha de la marca Simogas, muchos de vosotros ya la conocéis porque nos ha servido para preparar diversas de las recetas que os hemos compartido últimamente. Es una plancha que sorprende por su gran versatilidad y su buen funcionamiento.

Ingredientes para 4 personas:

  • Harina blanca de trigo – 250 gramos
  • Agua – 150 gramos
  • Levadura fresca – 9 gramos
  • Sal – 1 cucharada pequeña
  • Aceite de oliva – 1 cucharada grande

Pasos de la Masa de Pizza sin horno, a la Plancha

  1. En primer lugar, mezclamos en un cuenco la harina con la sal.
  2. En otro cuenco echamos la levadura desmenuzada y la disolvemos en un poco del agua de la receta. Una vez disuelta, añadimos el resto de agua.
  3. A continuación, vertemos el aceite de oliva y añadimos la mezcla de harina y sal. Mezclamos a mano, o con la ayuda de una espátula o una rasqueta de panadería, hasta que la harina absorba todo el líquido. En ese momento, tapamos el cuenco con un plástico y dejamos reposar durante 20 minutos.
  4. Pasado el tiempo de reposo, volcamos la masa sobre la superficie de trabajo, ligeramente aceitada, y amasamos durante unos segundos. Formamos una bola con la masa y la metemos de nuevo en el cuenco. Tapamos el cuenco con un plástico y dejamos fermentar la masa hasta que doble su volumen.
  5. Transcurridas 3 horas, volcamos la masa sobre la superficie de trabajo ligeramente enharinada y la dividimos en dos porciones iguales. Formamos una bola con cada porción y las dejamos reposar durante 15 minutos sobre la superficie de trabajo tapadas con un paño de cocina.
  6. Tras el reposo estiramos una de las bolas con la ayuda de un rodillo. Una vez formada la enrollamos en el rodillo y la tapamos con un paño.
  7. Preparamos la plancha y la encendemos y calentamos a fuego suave.
  8. Cuando la superficie de al plancha esté caliente, pulverizamos con un poco de aceite de oliva y colocamos encima la masa de pizza que tenemos estirada. La tapamos con la campana de acero inoxidable y cocinamos durante 5 minutos.
  9. Mientras tanto aprovechamos para estirar la otra bola de masa.
  10. Tras 5 minutos damos la vuelta a la masa y ponemos por encima los ingredientes elegidos.
  11. Tapamos de nuevo con la campana y cocinamos durante 5 minutos más o hasta que el culo de la masa esté ligeramente dorado. En ese momento, retiramos y servimos de inmediato.

Anotaciones y Consejos

Si lo deseáis podéis usar también levadura seca instantánea, en ese caso debéis poner 3 veces menos de la cantidad que se indica en la receta. La levadura seca instantánea no necesita ser disuelta en agua. Importante: la levadura química, o también conocida como “polvos de hornear” no sirve para esta receta, debéis usar levadura de panadería.

El tiempo de fermentación de la masa dependerá la temperatura ambiente. En nuestro caso, con una temperatura en la cocina de 21º C, la masa ha tardado 3 horas en doblar su volumen.

Deja tus comentarios y dudas en nuestro facebook