Ojos Sanguinolentos. Recetas de Halloween

Ojos Sanguinolentos. Recetas de Halloween

¿Nos votas?

Ojos Sanguinolentos. Recetas de Halloween

Si os parecieron terroríficos nuestros dedos sangrientos, no os perdáis esta nueva receta de Halloween que os proponemos a continuación, se trata de unos ojos sanguinelontes hechos con huevos de codorniz y servidos sobre una crema de remolacha, patata y cebolla. En conjunto resulta un plato bastante espeluznante con el que seguro que dejáis con la boca abierta a vuestros familiares y amigos durante la Noche de brujas.

Para preparar este plato hemos usado ingredientes sencillos que se pueden encontrar en cualquier establecimiento de comida. Si no os gusta la remolacha, o tenéis problemas para conseguirla, podéis sustituirla por salsa de tomate. En ese caso deberéis usar colorante alimenticio para marcar las venillas a los ojos. Dejad que los niños os ayuden a preparar esta receta de Halloween y veréis lo bien que se lo pasan.

Durante estos días os hemos compartido diversas elaboraciones con las que hacer de la noche de las brujas un día muy especial, podéis encontrarlas haciendo uso del buscador que encontraréis en la parte superior derecha de nuestra página, tan solo tenéis que escribir la palabra “Halloween” para que os aparezcan todas nuestras propuestas para ese día.

¿Queréis saber cómo preparar estos terroríficos ojos sanguinolentos?

¡Vamos con la receta!

Vídeo de la Receta

Ingredientes los Ojos Sanguinolentos de Halloween Para 3-4 personas

  • Cebolla – 1 unidad
  • Patata – 1 unidad
  • Remolacha – 3 unidades
  • Huevos de codorniz – 12 unidades
  • Olivas negras o verdes – 4 unidades
  • Ketchup – 1 cucharada grande
  • Sal – al gusto
  • Pimienta negra – al gusto
  • Caldo de verduras – 500 mililitros

Cómo hacer la receta de Ojos Sanguinolentos de Halloween

  1. En primer lugar, vertemos agua en un cazo y la ponemos a calentar con un puñado de sal.
  2. Cuando el agua rompa a hervir, introducimos los huevos de codorniz y cocinamos, manteniendo un hervor moderado, durante 3 minutos. Seguidamente, sacamos los huevos del agua y los dejamos enfriar.
  3. Con la ayuda de un pelador, quitamos la piel a las remolachas y, tras trocearlas, las ponemos en una cacerola.
  4. Vertemos el caldo de verduras y calentamos. Cuando rompa a hervir, cocinamos a fuego medio durante 20 minutos.
  5. Mientras tanto, pelamos y cortamos en trozos la patata. Reservamos.
  6. Cortamos la cebolla por la mitad, le quitamos la piel y cortamos cada una de las mitades en cuartos. Reservamos.
  7. Acabado el tiempo de cocción de la remolacha añadimos la patata y la cebolla. Cocinamos durante 20 minutos más o hasta que la patata esté tierna. En ese momento, retiramos de la cacerola varios trozos de remolacha y los ponemos en el vaso de la batidora.
  8. Echamos en la cacerola un poco de sal y pimienta. Trituramos todos los ingredientes con la batidora eléctrica. Reservamos.
  9. Ponemos un poco de agua en el vaso de la batidora y trituramos la remolacha hasta obtener un licuado de poca consistencia.
  10. Golpeamos los huevos de codorniz para que se agrieten ligeramente y los introducimos en el licuado de remolacha, con esto conseguimos que algunas zonas del huevo se coloreen formando una especie de vetas que tratan de emular las venillas del ojo. Dejamos los huevos en el licuado durante 2 horas.
  11. Pasadas las 2 horas, retiramos los huevos del licuado y los lavamos bajo el grifo del agua.
  12. Seguidamente, los pelamos.
  13. Cortamos las aceitunas en finas rodajas. Podemos hacer todos los ojos con el mismo color de aceituna o alternar el verde y el negro.
  14. Retiramos una pequeña porción de la clara de cada huevo para que no se mueva y mantenga su posición una vez que lo coloquemos en el plato.
  15. Colocamos encima de cada huevo una rodaja de aceituna y rellenamos el interior de la rodaja con un poco de ketchup.
  16. A continuación, ponemos crema de remolacha en un plato y colocamos dentro varios huevos de codorniz. Servimos.
  17. Si lo deseamos, podemos marcar aún más las venillas del ojo con la ayuda de un palillo. Simplemente arrastramos el puré con la punta del palillo por la superficie del huevo para que esta quede marcada con el color de la remolacha.

Anotaciones y Consejos

A la hora de cocer las verduras para la crema os recomendamos que no pongáis todo el caldo de una vez, es preferible que reservéis un poco por si necesitáis corregir la textura una vez que hayáis triturado todos los ingredientes.

Si lo deseáis, podéis saltaros los pasos 9 y 10. Al final del vídeo os mostramos cómo marcar las venas a los ojos justo en el momento de servirlos.

Deja tus comentarios y dudas en nuestro YouTube