Cómo cocer pulpo de forma fácil y sencilla

Cómo cocer pulpo de forma fácil y sencilla

¿Nos votas?

La verdad es que hay pocas cosas en la cocina tan desagradables como un pulpo duro y seco. Si quieres hacer esta delicia en casa sin miedo a que esto te suceda mira nuestros consejos para saber cómo cocer pulpo, con unos sencillos pasos tendrás el éxito garantizado. ¿Quieres cocinar pulpo?

Además, es un plato perfecto para fechas y fiestas señaladas, como puedes ver entre las recetas de Navidad que tenemos en Cocina Casera, o bien , para el día que más te apetezca!

Pasos para saber cómo cocer pulpo

Cómo cocer pulpo de forma fácil y sencilla

1. Limpiar bien

Es fundamental no saltarse este paso y limpiar el pulpo a fondo ¿cómo? Pues muy fácil, quitamos las vísceras que están en la cabeza y lavamos bajo el chorro, después con la ayuda de una tijera sacamos una especie de uña que está en el tubo de la boca, justo en el centro del pulpo, y lavamos muy bien para retirar cualquier resto que pudiera quedar y para eliminar esa telilla fina que lo recubre.

2. Golpear el pulpo

Antiguamente para que el pulpo quedara más tierno se golpeaba contra las rocas antes de cocerlos. Hoy, aunque hay métodos más rápidos y efectivos se sigue golpeando el pulpo para romperle las fibras y lograr así el resultado deseado. Si nunca lo has hecho verás que este paso es el más importante, para que un pulpo quede suave y tierno tiene que pasar por este proceso sin duda alguna ¡prueba y verás qué funciona! Otro método que también cumple la misma función es el proceso de congelado durante 2 o 3 días, así se rompen también las fibras y nos permite sacarlo justo cuando el cuerpo nos pida una de pulpo…

3. Cortar las membranas

Para que el pulpo no se abra y tome la forma adecuada mientras lo cocemos debemos quitar antes con unas tijeras las membranas que separan cada una de las patas del pulpo. Gracias a estos cortes que no nos llevarán mucho tiempo podremos servir el pulpo con una presentación impecable que entrará por los ojos al que quiera que lo vea…

4. Asustar al pulpo

Cuando empiece a hervir el agua que hemos puesto en una olla grande introducimos el pulpo cogiéndolo por el extremo de la cabeza sin meterlo del todo, dejamos unos segundos y sacamos inmediatamente. A esta operación se le llama asustar el pulpo y es necesario repetirla al menos tres veces para que una vez cocido no se nos despelleje la piel. Este proceso es cuestión de segundos y en el resultado final se notará la diferencia ¡no te olvides de asustar a tú pulpo!

5. La cocción

Después de los pasos anteriores toca cocer el pulpo, el tiempo necesario será aproximadamente 20 minutos por cada kilo, de todas formas, lo mejor es mirarlo cada 10 o 15 minutos para comprobar que está quedando tierno. Cuando esté listo dejamos reposar otros 10 minutos y ya tendremos el pulpo listo para nuestras empezar a hacer nuestras recetas caseras.

Notas y Recetas

Cuando el pulpo esté cocido y haya reposado el tiempo necesario podemos preparar los platos que más nos gusten. Si quieres degustarlo de la manera tradicional, es decir, pulpo a la gallega o a feira, cuece también unas patatas y córtalas en láminas para hacer una primera capa en el plato.

Pulpo a la Galleta

Después, coloca encima en pulpo ya cortado en rodajas y échale pimentón dulce o picante, sal gorda y un chorrito de aceite de oliva. Está es una opción deliciosa, pero también lo puedes hacer en salsa, a la brasa o a la vinagreta ¿cómo lo prefieres?

Deja tus comentarios y dudas en nuestro facebook