La Olla a presión: consejos de uso

La Olla a presión: consejos de uso

¿Nos votas?

La olla a presión: consejos de uso y Vídeo receta

La olla a presión, u olla rápida o exprés, es uno de los utensilios de cocina que no debe faltar en nuestro equipamiento. Consiste en un recipiente con tapa que cierra herméticamente, que nos permite cocinar los alimentos en un tiempo que se reduce en 3 ó 4 veces el tiempo de cocción de una olla normal. Así, una receta de olla gitana, que en una olla normal puede tardar alrededor de una hora, en una olla rápida puede estar lista en 15 minutos. O unas lentejas al comino con chorizo pueden ver reducido su tiempo de cocción de 40 a entre 7 y 10 minutos.

Si quieres saber las OLLAS A PRESIÓN que utilizamos en COCINA CASERA puedes verlas aquí: VER LAS MEJORES OLLAS A PRESIÓN

Además de beneficiarnos de un importante ahorro, tanto a nivel energético como de tiempo, otra de las principales ventajas que supone el uso de este tipo de olla es que, al acortarse notablemente los tiempos de cocción, buena parte de los nutrientes y vitaminas de los alimentos se mantienen intactos, siendo así aprovechados por nuestro organismo. Los alimentos cocinados en olla exprés o rápida tienen mayor aroma, valor nutricional y sabor, que los cocinados durante tiempos superiores en una olla tradicional.

En el mercado se pueden encontrar numerosas marcas y modelos de ollas rápidas. El sistema suele muy parecido entre unas y otras, consistiendo en una tapa con junta que permite cerrar la olla de forma hermética, y, en dicha tapa, podemos encontrar una o varias válvulas de seguridad. En los modelos más modernos apenas sale vapor de la olla, estando equipadas con una válvula en la que vienen marcados dos niveles de cocción. La válvula se eleva una vez la olla coge presión, y, guiándonos por las líneas de nivel, podemos cocinar a una presión u otra dependiendo de la dureza del alimento que vayamos a cocinar.

A pesar de que los numerosos sistemas que estas ollas incluyen hacen que su uso sea totalmente seguro, es recomendable seguir una serie de recomendaciones para evitar accidentes:

  • No llenar más de 2/3 de su volumen. Cuando pongamos agua, nunca llenaremos más de 2/3 de su volumen. En muchos modelos, hay una marca en el interior del recipiente que marca el límite por encima del que no debe pasar el agua. Esto no quiere decir que hay que poner agua hasta ese limite, si no que el mismo no se puede superar en el caso de que pongamos mucho alimento. La mayoría de ingredientes se cocinan cubriéndolos de agua, lo que habrá que tener en cuenta para no superar el nivel máximo de llenado.
  • Precaución al calentar.Supervisaremos el calentamiento inicial de la olla. En las ollas a presión modernas se suele comenzar calentando al máximo de la capacidad del fuego, para luego reducirlo al mínimo una vez que la olla ha alcanzado la presión deseada. En las ollas súper rápidas, pueden pasar solo 2 ó 3 minutos hasta que la olla coja la presión elegida, por lo que durante este tiempo no debemos alejarnos ni desviar nuestra atención hacia otras labores.
  • Esperar antes de abrir. Bajo ningún concepto abriremos nuestra olla hasta que no haya perdido la presión de su interior. En algunos modelos de olla, esta despresurización se produce cuando la válvula baja del todo. En ollas con otro sistema, habrá que seguir las instrucciones que marque el fabricante.
  • Poner bajo el grifo. Si queremos abrir la tapa antes de que caiga la presión, pondremos la olla bajo el grifo del agua, y haremos correr agua fría por un lateral de la tapa, lo que hará que descienda la temperatura y podamos abrir la tapa con todo seguridad.
  • Secar después de lavar. Cuando terminemos de usar nuestra olla, la lavaremos con un detergente no abrasivo y la secaremos. Pondremos especial atención en el secado de la junta, por ser una de las partes de mayor importancia. Si queremos que nos dure, la secaremos muy bien y la dejaremos airearse durante varias horas antes de guardarla.
  • Válvulas siempre limpias.Debemos asegurarnos de que las válvulas de presión y seguridad están siempre limpias. Si en en algún momento se produjese la salida de parte del contenido de la olla por alguna de las válvulas, debemos desmontarla y limpiarla.

Si quieres saber las OLLAS A PRESIÓN que utilizamos en COCINA CASERA puedes verlas aquí: VER LAS MEJORES OLLAS A PRESIÓN

Ahora os dejamos una vídeo receta con olla más abajo y esperamos que estos consejos os hayan servido de ayuda. Os animamos a que los pongáis en práctica usando vuestra olla rápida para preparar alguna de las ricas recetas que podéis encontrar en nuestra web. Os invitamos a visitar, entre otras, nuestras secciones de arroces y legumbres, y sopas y guisos, donde podréis elegir la receta que más se ajuste a las necesidades de cada día. créditos-flickr:jlastras

Deja tus comentarios y dudas en nuestro facebook