Brazo gitano salado

Brazo gitano salado

¿Nos votas?

El brazo de gitano es una elaboración que no suele faltar en las pastelerías, siendo habitual encontrarlo relleno de crema pastelera o crema de chocolate. Sin embargo, partiendo de los fundamentos de las versiones dulces, podemos hacer también todo tipo de recetas saladas, como la que nos ocupa hoy. En Cocina Casera podéis encontrar otros ejemplos, de estos pasteles salados como nuestra receta de rollo de salmón, aguacate y gambas o nuestro roulade de espinacas y queso.

Aunque hay distintas teorías sobre su origen, según Joan Turull i Estatuet, presidente del Gremi de Pastisseria de Barcelona, el brazo de gitano nació, hacia finales del siglo XIX, de manos de los caldereros, que eran, en su mayoría, de etnia gitana. Estos caldereros reparaban peroles, ollas y calderas por toda la ciudad. Los pasteleros a los que prestaban sus servicios empezaron a regalarles los recortes de diversas piezas que sobraban al final de la jornada. Los caldereros se llevaban las sobras enrolladas en una lámina de bizcocho. Los trabajadores del obrador, viéndolos marchar, solían decir; “Qué bien va el pastel en el brazo del gitano”. Pronto la idea gustó tanto que se comenzó a hacer este postre expresamente, quedándose con el nombre que todos conocemos. Otra hipótesis sostiene que esta elaboración fue descubierta en Egipto por un monje natural de la región de El Bierzo. El hombre quedó tan maravillado con el postre que lo trajo a España, donde fue bautizado como “brazo egipciano”, posteriormente el vocablo derivó hasta el nombre actual.

Sea cual sea su origen, la realidad es que, dulce o salado, esta es una elaboración deliciosa que no os podéis perder. Hoy os proponemos una receta en la que se da un maravilloso contraste de colores, texturas y sabores. Aunque parece un plato complicado, no lo es en absoluto.

Ingredientes [Para 6-8 personas]:

Para la masa:

  • Harina de trigo – 100 gramos
  • Levadura química (polvo de hornear) – 6 gramos
  • Huevos – 2 unidades
  • Pimientos del piquillo – 130 gramos
  • Sal – al gusto

Para el relleno:

  • Manzana – 2 unidades
  • Queso en lonchas – 6 unidades
  • Queso de untar – 150 gramos
  • Salchichas frankfurt – 100 gramos
  • Cebolla morada – 2 unidades
  • Cebolla blanca – 2 unidades
  • Mantequilla – 25 gramos
  • Pimienta negra – al gusto
  • Aceite de oliva – 3 cucharadas grandes

Pasos del Brazo gitano salado

  1. Comenzamos preparando la masa, para ello, cascamos los huevos y echamos su contenido en el vaso de la batidora eléctrica. Añadimos los pimientos del piquillo y la sal. Trituramos hasta que nos quede una mezcla de textura fina en la que no se aprecien trozos de pimiento.
  2. En un cuenco mezclamos la harina con la levadura química.
  3. A continuación, echamos en el cuenco el contenido del vaso de la batidora eléctrica. Con la ayuda de unas varillas mezclamos hasta que la harina absorba todo el líquido.
  4. Ponemos el horno a calentar a 180º C.
  5. Vertemos la mezcla en una bandeja de horno forrada con papel vegetal y la extendemos con una espátula hasta que tenga una forma rectangular.
  6. Llevamos la bandeja al horno. Horneamos, a 180º C, durante 15 minutos.
  7. Mientras tanto, cojamos un trapo y lo humedecemos con agua, podemos empaparlo poniéndolo debajo del grifo y luego escurrirlo muy bien.
  8. Acabado el horneado, sacamos la bandeja del horno. Seguidamente, le damos la vuelta a la masa, para ello, extendemos el trapo sobre esta y la volteamos con cuidado de no quemarnos. Retiramos el papel vegetal que hacía de base, y enrollamos la masa con la ayuda del trapo. La dejamos enrollada mientras continuamos haciendo el relleno.
  9. Pelamos las cebollas y las cortamos en juliana.
  10. Calentamos aceite en una cacerola y añadimos las cebollas. Cocinamos a fuego suave para que se vayan caramelizando poco a poco. Si queréis ver en detalle cómo llevar cabo este proceso os invitamos a que miréis nuestra receta de cebolla caramelizada.
  11. Una vez que la cebolla se haya caramelizado, añadimos sal y pimienta molida y cocinamos 5 minutos más. Finalmente, apartamos del fuego y reservamos.
  12. Pelamos las manzanas, les quitamos el corazón, y las cortamos en láminas finas.
  13. Calentamos la mantequilla en una sartén y añadimos las láminas de manzana. Cocinamos, a fuego medio, hasta que se ablanden.
  14. Mientras, cortamos las salchichas en trozos pequeños.
  15. Una vez que tenemos listos todos los ingredientes, montamos nuestro brazo de gitano. Comenzamos desenrollando la masa y poniéndola sobre una lámina de papel vegetal. Repartimos por encima la manzana. Sobre esta ponemos las lonchas de queso. A continuación, extendemos la cebolla caramelizada y concluímos poniendo los trozos de salchicha.
  16. Ayudándonos de la lámina de papel vegetal comenzamos a enrollar la masa. Una vez que la hemos terminado, colocamos el cierre hacia abajo.
  17. Por último, extendemos por el exterior del rollo el queso de untar, para ello nos ayudamos de una espátula o un cuchillo de punta redondeada.
  18. Metemos en la nevera y dejamos que el rollo se asiente durante un par de horas.
  19. Pasado el tiempo de reposo, ya podemos servir.

Anotaciones y Consejos

Es muy importante que enrollemos la masa nada más salir del horno, si la dejamos enfriar se nos puede romper al enrollarla.

Podéis preparar este plato con todo tipo de rellenos, incluso podéis prescindir de añadir los pimientos a la masa y poner un poco de azúcar, con lo que obtendréis una base estupenda para elaborar recetas dulces.

Deja tus comentarios y dudas en nuestro facebook