Cinco consejos utiles para calmar y reducir la acidez de tu estomago

Cinco consejos útiles para calmar la acidez de tu estómago

Danos tu valoracion

¡Buenas Cocinacas! ¿Qué tal? Si has llegado hasta aquí es porque quizá vengas en busca de consejos para calmar la acidez de tu estómago. ¡Pues estás de suerte! Porque en esta ocasión os vamos a hablar de esta patología y te daremos unos cuantos tips para evitar sus consecuencias y efectos tan molestos en nuestro cuerpo.

La acidez es una patología muy común que se produce cuando comemos ciertos alimentos y posteriormente sentimos quemazón en el estómago o esófago. Esto se debe a una regurgitación de ácido gástrico provocado por un mal cierre del esófago una vez haya entrado el alimento a nuestro estómago. Esto se traduce en una sensación de ardor en estos órganos, además de gases, una digestión muy lenta y náuseas.

La aparición de este problema digestivo está asociado a la edad, al sobrepeso y a los malos hábitos alimenticios, como ingerir alimentos muy condimentados, tumbarse inmediatamente después de comer o llevar ropa apretada que oprima nuestro estómago y esófago. No obstante, también hay otros factores como el tipo de alimentación que hayamos escogido.

¿Quieres conocer los cinco tips y consejos más útiles para acabar con este problema? ¡Pues toma nota porque te lo contamos ya!

Cinco consejos muy útiles para reducir la acidez estomacal más molesta

Cinco consejos utiles para calmar y reducir la acidez de tu estomago

Evitar ciertos alimentos

Hay ciertos alimentos proclives y desencadenantes de acidez estomacal, como los ultraprocesados, los ricos en grasas no saludables y la comida frita. Además de esto, también tendrás que reducir la ingesta de salsas ácidas y llenas de condimentos, salsas picantes y otras elaboradas a base de tomate. Tampoco se libran ciertas verduras, como el ajo y la cebolla.

En cuanto a las bebidas, es conveniente evitar el consumo de café y té negro por contener cafeína y otras sustancias, además del alcohol, la bebida que más irrita nuestro estómago y esófago.

Por último, debes saber que ese cigarrito después de comer puede facilitar que tengas acidez. Así que si puedes evitar el tabaco, notarás la mejoría.

Reducir las cantidades de alimentos

Las comidas copiosas son una de las causas más frecuentes de la acidez estomacal. Por eso, es importante evitar comer de más, una práctica que solemos hacer en ocasiones especiales, fechas señaladas o en las comidas abundantes de Navidad. Un truco para no pasarnos y controlar la ingesta correctamente, es masticar lentamente y comer en compañía, pues esto hará que lo hagamos más despacio.

Además, el factor de tener sobrepeso y obesidad también está relacionado con padecer más acidez, por lo que seguir estos dos consejos será beneficioso para ti tanto a corto plazo, como a largo, previniendo estas enfermedades.

Evitar irnos a la cama nada más cenar

Esta práctica es otra de las más habituales, pues después de una gran cena es normal que nos entre cansancio y sueño y queramos irnos pronto a la cama. No obstante, es conveniente evitar esto, pues esto provocaría reflujo y que nuestro estómago no pueda realizar la digestión correctamente. Por ello, es recomendable que, como mínimo, cenemos dos horas antes de irnos a la cama.

¡Ponlo en práctica y verás como lo notas!

Evitar la ropa apretada

Este consejo te parecerá una tontería, pero no lo es en absoluto. Las prendas que aprietan la cintura, como unos jeans ajustados o una falda baja, ejercen presión sobre el abdomen y el esfínter esofágico inferior, que es el músculo que se conecta con el estómago. Esto hace que no funcionen correctamente y posibiliten que nos entre acidez o que nos encontremos mal, además de otras patologías como la aparición de gases.

Por ello, cuando tengas una comida o cena copiosas, lo mejor es ir lo más cómodo posible. ¡Un gesto que garantizará que esa comida sea un éxito!

Acudir a ciertos alimentos que pueden ayudarte a calmar esa acidez

Si sigues los anteriores consejos y aún así, sigues padeciendo de acidez estomacal, te recomendamos acudir a ciertos alimentos que pueden ayudarte a calmar tu digestión más lenta y pesada. Estos alimentos son la leche, la avena, las almendras, las nueces o la manzana, siendo especialmente ideal la combinación de estos ingredientes, como en esta Hamburguesa de avena y zanahoria que puedes elaborar de forma casera. ¡Muy saludables!

Además, también puedes acudir a las infusiones, una bebida muy buena para luchar contra la acidez, ¡Y si añades un poco de jengibre muchísimo mejor!

¡Y hasta aquí los tips de hoy!

¿Te han sido útiles? ¿Cual es el que vas a poner en práctica sí o sí? ¡Déjanoslo aquí abajo en comentarios!

Y ya sabes, en nuestro Canal de Youtube tendrás a tu disposición un montón de recetas saludables y bajas en grasas que te ayudarán a evitar esta patología digestiva que puede arruinarnos una comida o cena mágica. ¡Así que suscríbete y no te pierdas las nuevas que subimos cada semana!

¡Hasta la próxima Cocinacas! ¡Ciao!

Deja tus comentarios y dudas en nuestro facebook