Mitos sobre la comida que debemos destapar

Mitos sobre la comida que debemos destapar

Danos tu valoracion

Son muchos los mitos y creencias sobre las comidas, y muchos más si lo que queremos es perder unos cuantos kilos, hace un tiempo ya desvelamos, por ejemplo, los mitos del agua. Pero hoy traemos unos cuantos más sobre la comida en general.

Son muchas las leyendas urbanas sobre diversos alimentos o formas de comer que hacen que no adelgacemos, seguro que más de una vez has escuchado eso de que “la fruta de postre engorda” o “no se debe beber agua mientras se come”. Pues bien a continuación vamos a ver si alguno de estos mitos es cierto.

  • No comer pan:  Existen muchas creencias sobre que si se come pan con la comida engorda. Pues bien, la verdad es que, tal como avalan los nutricionistas, el pan por si solo no engorda, pero claro, hay que tomarlo con responsabilidad, ya que no es lo mismo tomar mucho pan con un buen plato de pasta, que tomar pan con un plato de espinacas.
  • Agua durante la comida: Esta es un frase muy conocida, y es que normalmente se dice que se tome agua antes de comer y no durante. Esto se debe a que, si bebemos bastante agua antes de comer, no tendremos tanta hambre. Pero lo principal es que el agua no tiene calorías, con lo cual, realmente no importa la hora o momento en el que la bebas.
  • Fruta de postre: Hay muchísima gente que dice que hay que tomar la fruta antes de comer y no después. Esto se debe, básicamente a como pasa con el agua, si te la tomas antes tendrás menos hambre después, pero el caso es que da igual si la tomas de postre. Muchas gente dice que al tomarla de postre puede fermentar, pero eso no es cierto, ya que la fruta no fermenta en el estomago.
  • La siesta: Otra creencia bastante arraigada es que, si nos echamos una siesta después de comer podemos engordar. Pues bien, esto tampoco es cierto puesto que la siesta se trata de un corto periodo de tiempo, con lo cual no nos hace ni engordar ni adelgazar.
  • La velocidad de comida: Este es un tema que también hemos comentado alguna que otra vez. Al comer rápido si que es verdad que hacemos que nuestro intestino no segregue una sustancia que nos hace sentir llenos. En el caso de comer despacio si que se segrega. Es por eso que al comer rápido comeremos más porque no nos sentiremos igual de llenos que si comiéramos despacio. Por eso siempre se dice que la comida tiene que ser un momento de calma.

¿Tenías alguna de estas creencias como ciertas? Déjanos tu comentario 😉
Créditos-Fuente:cocinatis Imagen:Flickr Jill M

Deja tus comentarios y dudas en nuestro facebook