Plátanos o Bananas flambeadas

Plátanos o Bananas flambeadas. Receta fácil

¿Nos votas?

El plátano o la banana son ingredientes muy versátil que puede ser usado en gran número de elaboraciones, tanto dulces como saladas. En Cocina Casera, lo hemos empleado para preparar, entre otras, nuestra tradicional receta de arroz a la cubana o nuestro rico batido de plátano.

Hoy os proponemos un postre que está elaborado a base de plátanos o bananas flambeadas y un rico almíbar de naranja y ron. Es una elaboración muy sencilla de preparar que, aunque no entraña dificultad alguna, sí que requiere tomar precauciones a la hora de flambear los plátanos, porque el calor que se genera es importante y las llamaradas también. Lo mejor es apagar la campana extractora. Agarrando la sartén con cuidado, la movemos para que arda todo el alcohol.

La técnica del flambeado, también llamada flameado, consiste por tanto en echar licor sobre un alimento y prenderlo para que el alcohol arda. Su invención se le atribuye a Henri Carpentier, un camarero de Montecarlo que, accidentalmente, prendió una sartén allá por el año 1895. En la sartén había unos crepes. El resultado sorprendió tanto a la gente de la cocina que su uso se extendió rápidamente a otras elaboraciones, esta vez de manera intencionada. Esta técnica se puede aplicar sobre los alimentos que estamos cocinando o directamente en el plato justo en el momento de servir. Con el flambeado se consigue añadir un extra de sabor a gran número de elaboraciones, tanto dulces como saladas, aportando un toque sorprendentemente.

Ingredientes para los Plátanos flambeados Para 2 personas:

  • Plátanos – 2 unidades
  • Mantequilla – 40 gramos
  • Azúcar – 60 gramos
  • Ron – 125 mililitros
  • Zumo de naranja – 50 mililitros
  • Canela molida – espolvorear

Cómo hacer la receta de Plátanos o Bananas flambeadas

  1. Pelamos los plátanos y los cortamos por la mitad transversalmente. Si las piezas son muy gruesas podemos cortarlas también longitudinalmente.
  2. Ponemos a calentar la mantequilla en una sartén. Cuando se funda, añadimos los plátanos. Cocinamos, a fuego suave, durante unos minutos o hasta que los plátanos se doren un poco.
  3. Una vez que los plátanos han cogido un poco de color, echamos el azúcar. Hacemos girar los plátanos para que se impregnen.
  4. A continuación, vertemos el ron. Con la ayuda de un mechero prendemos el alcohol para que se reduzca. Cuando llevéis a cabo esta acción, llevad mucho cuidado, ya que el alcohol prende rápidamente y puede provocar quemaduras. Os aconsejo que, a fin de minimizar los riesgos, hagáis uso de un mechero de cocina largo, de este modo la mano queda alejada de las llamas.
  5. Cuando el alcohol se haya reducido, vertemos en la sartén el zumo de naranja. Seguimos cocinando para que el almíbar se reduzca. Si queremos reducirlo bastante, podemos sacar los plátanos y mantener el almíbar al fuego, removiendo regularmente, hasta que adquiera la consistencia que deseemos.
  6. Servimos nuestros plátanos acompañados de un poco de almíbar. Si lo deseamos, podemos espolvorear canela molida por encima.

Anotaciones y Consejos

Los plátanos deben tener un punto de madurez intermedio, ni verdes, ya que si así fuese su sabor quedaría demasiado atenuado por el almíbar, ni demasiado maduros, lo que podría ocasionar que se deshiciesen durante la cocción. Si vivís en España, no lo dudéis: plátanos de Canarias.

Podéis poner la guinda a este postre acompañándolo con un poco de helado o nata montada.

Deja tus comentarios y dudas en nuestro facebook