Torrijas con Miel

Torrijas con Miel

¿Nos votas?

20 m
Calorias: 232
Fácil

La torrija es una de las recetas de Semana Santa típicas en países como España. Tanto es así que en esas fechas numerosas panaderías suelen elaborar un pan especial para torrijas. El resto del año no es habitual encontrarlas, y es una pena, porque este sencillo dulce está delicioso. Por ello, os animamos a que rompáis con las tradiciones y las preparéis en casa en cualquier época del año. Para ponéroslo muy fácil, en nuestro recetario podéis encontrar distintas versiones, dos ejemplos de ello son las torrijas de vino tinto y las torrijas de leche.

La elaboración de este dulce es sencilla. La clave del éxito radica, principalmente, en la elección de un pan adecuado. Debe ser un pan de miga densa, para que sea capaz de retener la mayor cantidad de leche, dando lugar a una torrija con un interior sumamente tierno y jugoso. Además, es interesante que uséis pan del día anterior, ya que éste habrá perdido buena parte de su humedad, lo que hará que absorba más fácilmente la leche. En nuestra página tenéis una sección sobre pan casero, donde encontraréis numerosas recetas. De entre todas las recetas, os recomiendo especialmente el pan de pages catalán, con el que sin duda obtendréis unas torrijas deliciosas.

Además del pan, hay otros factores que hay que tener en cuenta a la hora de preparar esta receta. En este sentido, os invito a que dediquéis unos minutos a la lectura de nuestro artículo: "Cómo hacer la torrija perfecta", en el que os damos algunos consejos que estamos seguros de que os servirán de gran ayuda.

Aunque hay personas que dicen que las torrijas se deben comer recién hechas, ya que aseguran que pierden cualidades con el paso de las horas, yo no estoy de acuerdo. En el caso de las torrijas de hoy, si una vez hecha las dejáis reposar hasta el día siguiente, el sabor y textura mejorará. ¡Probadlo y nos contáis!

¿Estáis preparados para meternos en faena?

Ingredientes para 4 personas

  • Pan – 4 rebanadas
  • Leche – 500 mililitros
  • Huevo – 2 unidades
  • Limón – 1 unidad
  • Azúcar – 50 gramos
  • Vainilla – 1/2 vaina
  • Aceite de oliva – para freír

Para el Almíbar de miel

  • Miel – 160 mililitros
  • Agua – 200 mililitros
  • Azúcar – 40 gramos

Cómo hacer la receta de Torrijas con Miel

  1. Para empezar, vamos a preparar la infusión de leche. Para ello, cortamos por la mitad una vaina de vainilla y la abrimos por el medio longitudinalmente. Con la punta del cuchillo rascamos las semillas de su interior.
  2. Con la ayuda de un pelador, cortamos unas tiras de piel al limón. En un cazo, ponemos a calentar la leche junto con la corteza de limón, la vaina y las semillas de vainilla, y el azúcar. Cuando la leche rompa a hervir, cocinamos durante un minuto y apartamos del fuego. Dejamos reposar durante unos minutos.
  3. Cortamos el pan en rodajas y las ponemos en un recipiente ancho. Cuando la leche ha reposado, la colamos directamente sobre el recipiente donde tenemos el pan. Tapamos y dejamos reposar para que el pan se empape bien.
  4. Mientras tanto, preparamos el almíbar de miel. Para ello, ponemos en un cazo el agua, el azúcar y la miel. Calentamos a fuego medio removiendo con regularidad. Mantenemos un hervor suave. Cocinamos durante unos minutos, que será el tiempo necesario para que la mezcla espese. Cuando lo haya hecho, apartamos del fuego y vertemos en un cuenco pequeño para que se atempere.
  5. Ponemos a calentar abundante aceite de oliva en una sartén. Cascamos los huevos y echamos su contenido en un plato. Batimos con la ayuda de un tenedor o un batidor.
  6. Cuando el aceite esté bien caliente, cogemos una rebanada de pan y la pasamos por el huevo batido.
  7. Seguidamente, ponemos el pan en la sartén y lo freímos durante unos minutos por ambos lados para que se dore. Debemos freír el pan por tandas, para que el aceite no se enfríe demasiado.
  8. Una vez que esté dorado, lo sacamos de la sartén y ponemos sobre papel absorbente. Repetimos el proceso con el resto de rebanadas.
  9. Por último, ya solo nos queda poner las rebanadas en una fuente y regarlas generosamente con el almíbar de miel.
  10. Servimos o dejamos que las torrijas reposen hasta el día siguiente, lo que hará que su sabor se potencie.

Notas y Consejos

El tiempo que debemos tener en remojo el pan dependerá del tipo de pan que empleéis para preparar estas torrijas. En nuestro caso, hemos usado un pan de miga densa hecho en casa, y los hemos dejado en remojo durante 1 hora.

Es importante que uséis un pan de miga densa que sea del día anterior ya que así absorberá mejor la leche.

Si te ha gustado esta receta de Torrijas con Miel te aconsejamos no te pierdas más Recetas de Postres y Recetas de Semana Santa y no olvides descargar Gratis Nuestro App. DESCARGAR AQUÍ.

Deja tus comentarios y dudas en nuestro facebook