Café Tostado Natural o Café Torrefacto

Café Tostado Natural o Café Torrefacto

En muchas ocasiones nos encontramos con diferentes tipos de café, aromas, elaboraciones y tostados. En este último caso todos habremos oído hablar del Café Tostado Natural o Café Torrefacto, pero ¿Realmente conoces su diferencia?. Con este artículo saldrás de dudas y conocerás exactamente las características entre uno y otro para que a partir de ahora seas consciente del producto que estás consumiendo y algunas curiosidades más que giran en torno a esta materia prima tan preciada en todo el mundo.

Diferencias entre Café Tostado Natural o Café Torrefacto

Café Tostado Natural o Café Torrefacto

En la mayoría de los bares de España el 90 % del café consumido u ofrecido es torrefacto pero.. ¿es por ello el mejor café? La respuesta es no.

La elaboración de este café se concreta al final del proceso de tostado, en el punto de tueste se le introduce azúcar, lo cual hace que se caramelice el grano y por ello, tiene un color mucho más oscuro que el café de tueste natural.

¿Por qué se tuesta el café torrefacto con Azúcar?

Café Tostado Natural o Café Torrefacto

Esto se hace así porque históricamente se creía que se conservaba mejor el grano, y con ello, se podía almacenar mejor y abaratar costes y facilitaba la distribución. Lo cual era bueno para los productores o distribuidor pero no tanto para el consumidor final.

Al haberse quemado más el grano, aumenta su porcentaje en acrilamida, un compuesto orgánico generado con la alta combustión y además cancerígeno, lo cuál no deje de ser un riesgo para la saludo.

Además, a muchas personas les gusta añadir azúcar al café, si haces esto con café torrefacto que de por sí incluye azúcar en el tueste, estarás tomando una cantidad ingente de azúcar sin necesidad.

Es por ello, que este tipo de tueste, hace que el café sea mucho más amargo que el natural, y contenga hasta el doble de cafeína! Ya que se utiliza la variedad botánica de café Robusta.

¿Qué tipo de Café es más saludable?

Café Tostado Natural o Café Torrefacto

La diferencia es clara, el café de tueste natural o café tostado natural es mucho más saludable que el café torrefacto. Por ello, tenemos que entrar en la cultura del buen café y consumir aquél que no perjudica nuestro organismo.

De hecho, hay un estudio elaborado durante 50 años a diferentes personas durante todos los días de su vida, en los que unos tomaban café y otros no. Los resultados fueron realmente sorprendentes ya que aquellos que tomaban café, vivieron más años y con mejor estado de salud, por supuesto, el café era natural. Podéis buscar el estudio del Centro Keck Medicine de la Universidad del Sur de California (USC), donde además se afirma que su consumo reduce el riesgo de cáncer.

En Resumen

Café Torrefacto

  • Azúcar añadida al final del tostado
  • Contiene el doble de cafeína
  • Sabor más amargo

Café Natural

  • No contiene Azúcar añadida
  • Contiene menor cafeína que el torrefacto
  • Sabor menos amargo

¿Dónde puedo conseguir Café Natural?

Café Tostado Natural o Café Torrefacto

Afortunadamente cada vez existe más concienciación a la hora de consumir y buscar este producto y muchos agricultores están produciendo en pequeñas plantaciones de cercanía o local por lo que no será complicado encontrarlo.

Si eres de los que compra café en grano o recién molido, además de hacer un favor al medio ambiente al evitar las cápsulas de plástico que se han puesto de moda pero que no deja de ser un producto más caro (por los costes del envase) estarás apostando por café de calidad compras pides café natural.

Y si te consideras muy cafetero, te recomendamos adquieras una cafetera con molinillo de café, son más caras pero hoy día las puedes encontrar por muchos precios. La amortizas rápido ya que comprar café a granel es más económico y ni qué decir del gran placer de tomar un café recién molido en tu propia casa por la mañana. El aroma que impregna tu casa y el sabor, merece la pena!

¿Cómo se consigue el Café Descafeinado?

Café Tostado Natural o Café Torrefacto

Otra curiosidad en torno al mundo del café es el proceso de descafeinado. Si te gusta tomarlo pero no quieres consumir cafeína, te explicamos cómo lo hacen.

No fue hasta entrado el Siglo XX, sobre 1905 cuando se consiguió por primera vez, a pesar que el café ya se consumía en cafeteras unos tres siglos atrás.

El motivo de no conseguirlo antes es porque se desconocía por completo el elemento que producía la sobreexcitación del café, la cafeína.

Para poder separar dicha sustancia del grano, hay que hacer un proceso químico, ello consiste en dejar el grano original en agua hasta que se hincha y después, se le aplica un disolvente apolar para conseguir diluir la cafeína.

Este sería a grosso modo el tratamiento que requiere y en principio no debe afectar al grano de café pero la clave de conseguir que el proceso sea un éxito reside en elegir bien el disolvente.

¿Cómo eres de cafetero o cafetera? ¿Te ha gustado el artículo y te ha resuelto dudas? Si es así compártelo en las redes sociales, seguro que a tus amigos les gustará y entre todos podremos extender la cultura del café y conseguir así mejores productos!

Deja tus comentarios y dudas en nuestro facebook