Croquetas de Puchero o de Carne

Croquetas de Puchero o de Carne

Danos tu valoracion

Las croquetas de puchero es una de las recetas tradicionales de la cocina española que destaca porque se elabora con las sobras de guisos y pucheros. Es pues un claro ejemplo de la importancia que tiene en la economía doméstica la cocina de aprovechamiento, practicada durante décadas por nuestras madres y abuelas, y olvidada en la actualidad. En Cocina Casera somos conscientes de la importancia que tiene retomar esta buena costumbre, por ello recogemos en nuestro recetario diversos platos elaborados a partir de sobras, es el caso, por ejemplo, de nuestra sabrosa empanada de pollo.

La receta que os proponemos hoy es, aunque laboriosa, muy sencilla de preparar. Si seguís nuestro paso a paso tendréis listas una deliciosas croquetas de las que disfrutar en cualquier momento del día. Podéis servirlas como entrante de una comida, como plato estrella durante la cena, o para disfrutar de un almuerzo de reyes.

Si os gustan las croquetas, en nuestra página ponemos a vuestra disposición una amplia variedad de recetas, para verlas solo tenéis que hacer uso de nuestro buscador.

¿Os apetece aprender a elaborar estas ricas croquetas? ¡Vamos allá!

Vídeo de la Receta

Ingredientes [Para 30 unidades]:

  • Carne de puchero – 250 gramos
  • Zanahoria cocida – 60 gramos
  • Harina – 100 gramos + para rebozar
  • Cebolla – 1 unidad
  • Caldo de puchero – 800 mililitros
  • Sal – al gusto
  • Nuez moscada – 1/2 cucharada pequeña
  • Huevos – 2 unidades
  • Pan rallado – para rebozar
  • Aceite de oliva – 100 gramos + para freír

Cómo la receta de Croquetas de Puchero o de Carne

  1. En primer lugar, picamos la carne en trozos muy pequeños. Podemos hacerlo con la picadora o con un cuchillo. Nosotros hemos preferido hacerlo con un cuchillo para dejar trozos un poco más grandes.
  2. Cortamos también la zanahoria en trozos pequeños.
  3. Quitamos la piel a la cebolla y la cortamos en trozos pequeños.
  4. Ponemos a calentar el aceite de oliva (100 gramos) en una sartén y añadimos la cebolla. Cocinamos, a fuego medio, hasta que se ablande.
  5. Cuando la cebolla esté tierna, añadimos la harina y mezclamos con unas varillas. Cocinamos durante 3 ó 4 minutos para que la harina se cocine.
  6. Seguidamente, añadimos la sal y la nuez moscada y volvemos a mezclar.
  7. A continuación, añadimos, poco a poco, el caldo de puchero, al tiempo que vamos mezclando con las varillas para que se incorpore a la mezcla. Añadimos un poco de caldo, y, cuando se haya incorporado, añadimos un poco más. Continuamos con esta dinámica hasta incorporarlo todo.
  8. Ahora, añadimos la carne y la zanahoria. Mezclamos bien para que ambos ingredientes queden repartidos de manera uniforme por toda la masa.
  9. Retiramos la sartén de fuego y ponemos la masa en una fuente o un recipiente con tapa. Dejamos enfriar.
  10. Una vez que la masa esté fría, la llevamos a la nevera donde dejamos reposar hasta el día siguiente.
  11. Al día siguiente, cascamos el huevo, vertemos su contenido en un cuenco y lo batimos.
  12. Ponemos harina y pan rallado en platos diferentes.
  13. Sacamos la masa de la nevera y comenzamos a formar nuestras croquetas con la ayuda de una cuchara.
  14. A medida que las formemos, las pasamos por harina, huevo y pan rallado.
  15. Ponemos a calentar abundante aceite de oliva en una sartén.
  16. Cuando el aceite esté caliente, freímos las croquetas por tandas, durante unos minutos por ambos lados o hasta que estén doradas.
  17. En ese momento, retiramos de la sartén, con la ayuda de una espumadera, y ponemos sobre un plato cubierto con papel absorbente. Dejamos templar un poco y servimos.

Anotaciones y Consejos

Para elaborar estas croquetas podéis emplear todo tipo de carnes y verduras que os hayan sobrado de cualquier guiso o puchero.

Una vez que rebocéis las croquetas podéis congelarlas para freírlas en cualquier momento.

Deja tus comentarios y dudas en nuestro facebook