Fideuá de Marisco

Fideuá de Marisco

¿Nos votas?

Fideuá de Marisco

La fideuá (del valenciano “fideuada”, que significa; gran cantidad de fideos), es un plato marinero originado en Gandia, ciudad costera de la Comunidad Valenciana. Se trata de un plato que guarda cierta similitud con la paella y que se suele elaborar, principalmente, a base de diversos tipos de pasta, pescados y mariscos. La pasta más empleada suele ser la de tipo hueco, aunque hay quienes también la preparan con fideos finos propios de los platos de sopa y cocido. En Cocina Casera ya os compartimos hace algún tiempo una receta de fideuá de marisco, hoy os vamos a presentar otra versión elaborada con ingredientes diferentes y si te quedas con ganas siempre puedes hacer nuestra receta de pescado.

Si queréis disfrutar de un plato lleno de sabor no os perdáis esta receta, en ella os mostramos cómo preparar todos los ingredientes, aplicando a cada uno, por separado, el punto de cocción que precisa, de este modo se consigue potenciar el sabor de los mismos, lo que da lugar a un plato con grandes cualidades desde el punto de vista gustativo.

Si queréis obtener un gran resultado, os recomendamos que preparéis en casa un buen fumet o caldo de pescado, de este modo potenciaréis, aún más, el sabor de esta elaboración.

¿Os apetece aprender a cocinar una rica fideuá de marisco? ¡Vamos con el paso a paso!

Vídeo de la Receta

Ingredientes [Para 4 personas]:

  • Fideuá – 300 gramos
  • Cebolla – 1 unidad
  • Dientes de ajo – 3 unidades
  • Tomate – 4 unidades
  • Rape – 275 gramos
  • Sepia – 275 gramos
  • Gambón rojo – 4 unidades
  • Mejillones – 350 gramos
  • Cigalas – 2 unidades
  • Pimentón dulce – 1 cucharada pequeña
  • Sal – al gusto
  • Aceite de oliva – 4 cucharadas grandes
  • Vino blanco – 250 gramos
  • Caldo de pescado – 1,8 litros

Elaboración de la Receta

  1. En primer lugar, calentamos el vino blanco en una sartén. Cuando rompa a hervir, echamos los mejillones y cocinamos, manteniendo un hervor moderado, hasta que se abran. En ese momento, los retiramos de la sartén y quitamos la valva vacía. Reservamos.
  2. Ponemos la pasta en una paellera y la cocinamos a fuego suave, sin nada de grasa, hasta que esté dorada. Es importante removerla regularmente para que se dore de manera uniforme. Cuando eso suceda, la retiramos de la paellera y la ponemos en un cuenco. Reservamos.
  3. Cortamos la sepia y el rape en trozos.
  4. Calentamos aceite de oliva en la paellera y añadimos los trozos de rape. Cocinamos durante un par de minutos por ambos lados. Debemos llevar cuidado para no cocinar el rape en exceso, lo que haría que nos quedase seco. Retiramos y reservamos.
  5. Seguidamente, cocinamos las cigalas y las gambas hasta que se doren ligeramente por ambos lados. Sacamos de la sartén y reservamos.
  6. Cocinamos la sepia hasta que coja un poco de color.
  7. Pelamos los dientes de ajo y la cebolla y picamos finamente ambos ingredientes.
  8. Calentamos un poco más de aceite en la paellera, y añadimos el ajo y la cebolla. Echamos un poco de sal y cocinamos, a fuego medio, hasta que la cebolla esté tierna.
  9. Mientras tanto, cortamos los tomates y los rallamos.
  10. Cuando la cebolla esté tierna, incorporamos el pimentón dulce y cocinamos durante un par de minutos.
  11. A continuación, añadimos el tomate y cocinamos, a fuego medio, durante 10 minutos.
  12. Vertemos el caldo de pescado en una olla y lo ponemos a calentar.
  13. Pasados los 10 minutos de cocción del tomate, incorporamos la pasta y removemos.
  14. Añadimos la sepia y vertemos el caldo. Cocinamos, a fuego medio, hasta que la pasta esté lista. El tiempo de cocción va a depender del tipo de pasta empleado, por lo general, suele oscilar entre 12 y 15 minutos.
  15. Poco antes de acabar la cocción, ponemos las gambas, el pescado, las cigalas y los mejillones. Una vez que la pasta esté lista, servimos de inmediato.

Anotaciones y Consejos

Es importante que desechemos los mejillones que no se hayan abierto tras la cocción.

Una buena forma de no pasarse con la cantidad de caldo es no incorporarlo todo de una vez, es preferible reservar un poco para el final e ir añadiéndolo poco a poco hasta que la pasta esté en su punto.

Dorar los fideos en la paellera nos garantiza un mayor sabor y también que la pasta aguante mejor la cocción sin pasarse.

Deja tus comentarios y dudas en nuestro facebook