Las grasas y aceites más usados en España ¿Cuál es mejor?

Las grasas y aceites más usados en España ¿Cuál es mejor?

Danos tu valoracion

¡Hola, Cocinacas! ¿Cómo estáis hoy? En esta entrada te vamos a explicar la composición de los distintos aceites que se usan en España y cuáles son sus principales diferencias. Esto te permitirá diferenciar entre los beneficios del Aceite de Oliva con respecto a otros como el de Girasol o el de Palma. Además, también incluiremos una pequeña comparación de las grasas más utilizadas y al final del post, te revelaremos cuál es la mejor opción a la hora de preparar tus platos. Los aceites y las grasas son elementos importantes que has de tener en cuenta a la hora de cocinar tus alimentos, ya que pueden incrementar su cantidad calórica y modificar su sabor y su textura. Por ello, no es ninguna tontería estar bien informados sobre las distintas opciones que existen en el mercado. ¿Te interesa? ¡Pues vamos allá!

Los tipos de aceites que hay en el mercado y cuáles son los más usados en España

Las grasas y aceites más usados en España ¿Cuál es mejor?

¿Nunca te has preguntado cuáles son los aceites y las grasas más utilizadas en el mercado español? ¿A qué se deben las preferencias? Vamos a comparar las opciones más comunes a las que recurrimos en nuestros platos. ¡Abre bien los ojos porque aquí van sus detalles y sus propiedades!:

Aceite de oliva

Se compone mayoritariamente de AGM, los ácidos grasos monoinsaturados, concretamente en un 74%. Éste suel tener, además, un 80-90% de aceite de oliva refinado y 10-20% de aceite de oliva virgen con grado de acidez inferior a 3,3º para que le de parte del aroma y antioxidantes que el refinado ha eliminado.

Aceite de oliva virgen

Es una opción más saludable que la anterior y se obtiene sólo por procedimientos mecánicos aplicados a la oliva o aceituna. Su grado de acidez tiene que ser inferior a 2º.

Aceite de oliva virgen extra

Este aceite tiene unos controles más estrictos y supera en calidad al de oliva virgen, podríamos considerarlo como la estrella de los aceites por sus grandes propiedades. Se obtiene sólo por procedimientos mecánicos aplicados a la oliva y cuidando de que la temperatura no supere los 27º C. Su grado de acidez es inferior a 0,8º.  Los aceites de oliva vírgenes tienen una gran cantidad de compuestos antioxidantes, vitaminas solubles en grasas, como la vitamina E, y otras sustancias muy beneficiosas para nuestro cuerpo. Aunque sea más caro, el aceite de oliva virgen es el que más frituras aguanta debido a su gran cantidad de sustancias antioxidantes.

Aceite de coco

Se obtiene del coco y se refina, perdiendo así su olor y sabor característicos, además de gran parte de sus propiedades y antioxidantes. Se compone de Triglicéridos de cadena media. Esto significa que no necesitan digerirse, se absorben directamente en el intestino y se pueden usar al momento. Es un aceite muy bueno para cocinar porque tarda mucho en humear, sobre los 230ºC. Este aceite, al ser un 87% grasa saturada, tarda mucho en degradarse por el calor, convirtiéndose en un aceite muy útil para frituras, aunque no tanto como el de oliva virgen. Aunque tenga mucha grasa saturada, este aceite es beneficioso para nuestra salud y se ha convertido en un producto muy útil en dietas cetogénicas.

Aceite de coco virgen

Se consigue prensando el coco en frío. Al no estar refinado, empieza a humear antes que el aceite de coco refinado, unos 180ºC y no es tan útil para cocinar a altas temperaturas. Éste todavía conserva todo sus antioxidantes, olor y sabor, a diferencia del Aceite de Coco refinado que acabamos de ver. A efectos de salud, éste se puede equiparar con el aceite de oliva virgen. Como dato útil, no existe un aceite de coco virgen extra, esto es sólo una técnica de marketing. Por lo tanto, con que ponga de Coco virgen es suficiente.

Aceite de girasol

Como todo aceite de semilla, se trata de un aceite refinado rico en omega-6. Muy utilizado debido a su bajo precio. Al ser tan insaturado no es más útil para frituras porque se oxida rápido, pero se impone su bajo precio y sabor neutro. El aceite de oliva es mejor opción. También existe su versión virgen, que se extrae en frío, pero es poco eficiente y apenas se usa. No obstante, si vas a usar este aceite, te recomendamos adquirir el Aceite girasol alto oleico, que se obtiene igual que el aceite de girasol convencional, pero a partir de semillas con alto contenido en ácido oleico. Es un AGM que se encuentra en gran cantidad en el aceite de oliva. Al no ser tan insaturado, es un aceite más estable para frituras que el aceite de girasol convencional.

Aguacate

Se trata de una fruta rica en grasa, cerca del 15%. No obstante, la calidad de su grasa es muy buena, predominando el ácido oleico que es un AGM. Tiene múltiples antioxidantes y el aceite de este fruto es similar al de oliva, tanto en cocina como por sus beneficios.

Mantequilla

La mantequilla se obtiene al batir y amasar la nata de la leche. Tiene un 83% aproximado de grasa. Aunque se pueden comercializar distintos tipos de mantequilla: podemos encontrar las opciones light (máximo 41% de grasa), salada, dulce o mantequilla batida. La composición de su grasa es mayoritariamente saturada. Y como toda grasa saturada aumenta el colesterol LDL, pero lo hace de un manera que no es tan peligrosa.
Un consumo moderado de mantequilla, es decir, unos 14 gramos al día y no supone un aumento de riesgo cardiovascular. Además, la mantequilla es muy rica en vitaminas, como la vitamina A , D, E y K.

Margarina

Se trata de una materia grasa que es similar a la mantequilla. Dependiendo de la grasa con la que se fabrique puede tener distinta consistencia. La margarina “de untar” es la que todos conocemos y está hecha a base de aceites vegetales, intentando imitar todo lo posible a la mantequilla. Actualmente, con la evolución de los procesos tecnológicos, apenas tiene grasas trans y la composición de su grasa dependerá del tipo de aceites vegetales utilizados. Aunque también existen las margarinas mixtas que tienen parte de su grasa de procedencia animal y parte vegetal. Es frecuente enriquecer con vitaminas o minerales este producto.

Minarina

Es un tipo de margarina. Se diferencia de esa por su menor cantidad de grasa, que está alrededor del 40%. Por ello, tiene menos calorías que la margarina.

Manteca de cacao

Se obtiene mediante presión de los granos de cacao. Se encuentra en distinta proporción en el chocolate, dependiendo de la cantidad de cacao o tipo del chocolate. Esta grasa es mayoritariamente saturada pero se ha asociado a beneficios en nuestra salud. Lo más común es ingerir esta grasa en forma de chocolate, que es bueno para el corazón por mejorar la función endotelial, reducir el riesgo de enfermedad coronaria y tener cierto efecto antiinflamatorio. Con la función endotelial hacemos referencia a lo bien que trabaja nuestro endotelio. El endotelio es la capa interna de nuestros vasos sanguíneos, el cual regula la presión sanguínea ,entre otras cosas. Por lo tanto, comer chocolate negro de gran pureza y con moderación siempre está recomendado, pues es un placer y también una opción saludable.

Aceite o Grasa de Palma de palma

Se obtiene de la palma africana y es considerado el aceite más utilizado en el mundo. Sin embargo, la calidad nutricional es bastante mala. Se compone mayoritariamente de AGS, concretamente de ácido palmítico, el cuál, es de los peores. En España, esta grasa está presente en alimentos muy procesados, los cuales sabemos que no son nada saludables. Entonces evitar su consumo es fácil, ¿verdad?
Además de lo poco saludable que es esta grasa, la mayoría de la palma que se cultiva de manera no sostenible. Indonesia, el principal productor de esta grasa, ha sufrido la deforestación del 25% de sus bosques, solo para poder plantar palma. Pero, si es tan mala esta grasa ¿por qué se sigue usando? Muy sencillo, es tan barata y sustituye tan bien a la grasa animal, que a la industria alimentaria le facilita mucho la vida.

Manteca de cerdo

Es prácticamente solo grasa de cerdo, es decir, 99%. Su composición de ácidos grasos varía en función de la alimentación del cerdo. Los cerdos ibéricos, alimentados principalmente de bellotas, tendrán un grasa más insaturada y los que no son ibéricos, alimentados principalmente de pienso, que es alimento seco para animales, tendrán un grasa más saturada. Como valores medios, la cantidad de AGM y AGS está igualadas. Se utiliza en cocina por lo rápido que se calienta y el sabor que tiene.

De todos estos Aceites y Grasas, ¿cuál es el mejor?

Las grasas y aceites más usados en España ¿Cuál es mejor?

El ganador es el Aceite de Oliva Virgen. Su gran capacidad antioxidante lo hace muy estable para frituras y cocinar. Aporta los mayores beneficios a nuestra salud. Además, España es un gran productor de este aceite y lo podemos conseguir por un precio adecuado.

El segundo aceite más recomendado es el Aceite de Coco, pero en su versión virgen. Este aceite aporta muchos beneficios pero al no producirse en España de manera masiva y al tener un precio elevado, resulta difícil favorecer su consumo local y sostenible. Si quieres enterarte de más cosas sobre este aceite, no te olvides de echar un vistazo a nuestra entrada donde te contamos sus Sorprendentes Usos. ¡Vas a alucinar!

Como conclusión, después de tantos tipos de aceites y grasas no olvides este mensaje importante: Hay que cuidar la proporción de grasas y que vengan de alimentos poco procesados y saludables.

¡Esto es todo por hoy Cocinacas! Esperamos haberos ayudado a la hora de conocer más sobre aceites y grasas, para que siempre que puedas elijas la mejor de las opciones. Si quieres seguir indagando en el tema de los aceites, no te pierdas esta entrada en la que te explicamos El peligro de algunos Aceites Vegetales que te sorprenderá. Tampoco te olvides de visitar nuestro Canal de Youtube para estar al tanto de todas nuestras recetas que te ayudarán a estar más en forma que nunca.

¡Hasta la próxima Cocinacas!

Deja tus comentarios y dudas en nuestro facebook