Ñoquis de Patata al Pesto

Ñoquis de patata

¿Nos votas?

Ñoquis de patata

Los ñoquis, palabra que proviene del término italiano gnocchi, son un tipo de pasta que se suele elaborar con distintos ingredientes entre los que destacan la patata, la harina y, en muchos, el queso ricota. En algunos países de Latinoamérica, se suelen elaborar también con otros ingredientes como yuca, mandioca e incluso plátano. Aunque se les considera propios de la cocina italiana, en numerosos países  (Alemania, Rusia, Argentina,…) se elaboran preparaciones con idénticas características.

Los ñoquis se suelen servir acompañados de salsa de tomate o mantequilla.

En Cocina Casera, hemos elaborado unos ñoquis básicos, con los que preparar numerosos platos, como estos deliciosos ñoquis con tomate cherry y albahaca.

Vídeo de la receta

Ingredientes [para 4 personas]:

  • Patata – 500 gramos
  • Yema de huevo – 1 unidad
  • Harina de trigo – 150 gramos
  • Sal – 3 gramos
  • Nuez moscada – 1 cucharada pequeña

Elaboración de la receta

  1. Para empezar, vamos a poner a cocer las patatas, enteras y sin pelar, en abundante agua hasta que estén tiernas. Si hacemos uso de una olla rápida las tendremos listas en unos pocos minutos.
  2. Una vez que estén cocidas, la retiramos de la olla y las dejamos atemperar un poco para poder pelarlas sin quemarnos. Una vez peladas, las cortamos en trozos grandes y las pasamos por el pasapurés, depositándolas en un cuenco. Cuando acabemos, añadimos la sal  y la nuez moscada.
  3. Cogemos el huevo y separamos la yema de la clara. Batimos un poco la yema y la añadimos al cuenco con la patata. Mezclamos.
  4. A continuación, vamos añadiendo al cuenco pequeñas cantidades de harina tamizada. Amasamos con las manos hasta que la harina se integre, momento en el que añadimos un poco más para continuar amasando. Dependiendo del tipo de patata utilizada, es posible que tengamos que añadir más o menos harina. El resultado final tiene que ser el de una masa suave, que apenas se pega a las manos.
  5. Una vez que nuestra masa está lista, ponemos a calentar abundante agua en una olla ancha. Añadimos al agua un poco de sal.
  6. Espolvoreamos harina sobre la zona de trabajo. Cortamos trozos de masa y los estiramos haciéndolos rodar sobre la mesa, o entre las palmas de las manos, hasta conseguir un cilindro alargado de entre 1-1,5 centímetros de grosor. Una vez tenemos el cilindro, lo cortamos con un cuchillo, o una rasqueta de panadería, en porciones de, aproximadamente, 2 centímetros de largo. Llegados a este punto, decidimos si queremos marcar la superficie del ñoqui o dejarlo liso. Para marcarlo, podemos hacer uso de un tenedor, sobre el que haremos rodar el ñoqui, a la vez que ejercemos un poco de presión (ver vídeo).
  7. Una vez que tenemos formados los ñoquis, ha llegado el momento de cocerlos. Los cocinamos por tandas, echándolos a la olla donde pusimos agua a calentar. Cuando los echemos, se irán al fondo de la olla. A medida que alcancen el punto de cocción optimo, subirán a la superficie, momento en el que procedemos a retirarlos del agua, introduciendo, seguidamente, una nueva tanda.
  8. A medida que los retiremos del agua, los ponemos en un cuenco y añadimos un poco de aceite de oliva. Removemos para que los ñoquis se impregnen con el aceite y no se peguen entre sí.
  9. Servimos nuestros ñoquis y los acompañamos con la salsa que deseemos.

Anotaciones y consejos

Podéis preparar más cantidad de la necesaria y guardarlos en la nevera refrigerados, donde puedan aguantar varios días en buen estado.Imagen:Commonswikimedia

Deja tus comentarios y dudas en nuestro facebook