Descubre los tipos de Sal que hay y cuál es la mejor opción

Descubre los tipos de Sal que hay y cuál es la mejor opción

Danos tu valoracion

¡Hola, Cocinacas! ¿Cómo estáis hoy? En este post hablaremos de la tradicional Sal, sobre cómo luchar contra la hipertensión y qué alimentos debes evitar y cuáles consumir para reducir los efectos perjudiciales de la sal en tu cuerpo. También nos centraremos en los muchos tipos de sales que puedes encontrar en el mercado y los beneficios que te aporta cada uno de ellos. Sal de mesa, sal yodada, sal gorda, sal marina, sal del Himalaya… ¿Quieres saber para qué se usa cada uno? ¿Te interesa conocer cuál es la mejor a nivel nutricional? ¡Pues sigue leyendo que te lo vamos a contar todo!

Los tipos de Sal que puedes encontrar en el mercado. ¿Cuál es el mejor para mi?

Descubre los tipos de Sal que hay y cuál es la mejor opción

La sal está principalmente compuesta por un 40% de Sodio y un 60 % de Cloro pero podemos encontrar mínimos elementos en su composición que la diferencian en varios tipos. Podremos distinguir estos tipos si la añadimos al final del emplatado, ya que durante el cocinado la sal se va a disolver y nos sería difícil poder observar algunas diferencias. Vamos a descubrir cuáles son estos tipos:

Sal de mesa o común

Se trata de la sal más consumida. Su pureza, es decir, su cantidad de cloruro de sodio es del 97-99% El resto son antiaglomerantes, otros minerales o sustancias enriquecedoras.

Sal yodada

Este tipo de sal aporta cantidades extra de yodo con los que podemos evitar muchos problemas derivados de la deficiencia del mismo. Si nuestra dieta es pobre en pescado, mariscos, huevos y leche, puede ser interesante utilizar sal yodada para suplir este déficit. No obstante, siempre es recomendable conseguir la cantidad de este mineral necesaria a través del consumo de los alimentos anteriormente mencionados, ya que son saludables y pueden evitar el déficit sin problemas.

Sal de mar o marina

Este tipo de sal se extrae de las salinas, sus cristales son más grandes que los de la sal de mesa y la principal diferencia es que no está refinada. Al tratarse de un ingrediente que no ha sido manipulado y estar compuesto de prácticamente un 90% de cloruro de sodio, esta sal marina sigue conservando sus propiedades nutricionales y su riqueza en minerales. Además, otro punto a favor es su gran sabor, más potente que la sal tradicional de mesa.

Flor de sal

Este tipo de sal marina es muy apreciada culinariamente por su gran sabor y muy usada por los cocineros para acabar sus platos de la mejor de las maneras. Se extrae de la superficie del agua de mar en Francia, concretamente en Guérande y la desventaja que encontramos en ella es su precio elevado y que es difícil de conseguir.

Sal rosa del Himalaya

Este tipo de sal se obtiene en una mina en Pakistán y su pureza es alta, pues contiene cerca del 98% de cloruro de sodio. El 2% restante se compone de minerales que le otorgan ese color rosáceo característico y un ligero toque amargo. A este tipo de sal se le atribuyen efectos beneficiosos  para la salud, por desgracia, esto no es cierto. Te decimos por qué: cualquiera de estos tipos de sal es casi todo cloruro sódico. Que tengan un poco más o menos de ciertos minerales no va a repercutir en nuestra salud. Haciendo cuentas: solo tomamos unos gramos de sal al día, por ello, esa parte residual de minerales no va a influirnos apenas, los valores apenas alcanzarían pequeños porcentajes de como mucho el 5% de la Cantidad Diaria Recomendada.

Sal aromatizada

Existen sales aromatizadas de varios tipos, tales como: limón, boletus, sal ahumada, etc. Este tipo de sales se utilizan, principalmente, para decorar y acabar los platos.

Cloruro potásico

Este sustituto de la sal común puede ser muy útil para reducir la cantidad de sodio. Pero tiene el inconveniente que si no se usa en poca cantidad deja un regusto amargo no deseado. Hoy en día existen mezclas de cloruro potásico y cloruro sódico, con las que podemos reducir la cantidad de sodio en nuestra dieta y podemos echar más sal antes de que aparezca el regusto amargo.

Un consejo para reducir la ingesta de Sal: Evita los alimentos precocinados

Descubre los tipos de Sal que hay y cuál es la mejor opción

¿Sabes un dato muy curioso? La mayoría de la sal que consumimos, cerca del 70%, la añade la industria alimentaria en sus productos preparados y precocinados. La sal que añadimos en los platos supondrá un 15% de la cantidad de sodio que consumimos en el día. ¿Sorprende, verdad? Los españoles tomamos más del doble de las recomendaciones de sal de la OMS (Organización Mundial de la Salud) que se sitúan en máximo 6 gramos de sal al día. Pero con esto no te estamos diciendo que debas seguir una dieta sin sal, ya que simplemente con utilizar alimentos naturales y hechos en casa, conseguiremos reducir la cantidad de sal que ingerimos sin perder sabor. Para ello, es clave reducir el consumo de alimentos precocinados cargados de sal.

¿Sufres de Hipertensión? Pues pon atención al Potasio de tu dieta

Descubre los tipos de Sal que hay y cuál es la mejor opción

El tema de la hipertensión es complejo y abarca muchos factores, no solo el de la sal y potasio. Pero hoy vamos a revelarte una información que quizá no conocías: El sodio procedente de la sal no es lo más importante a la hora de mejorar la hipertensión o llegar a tenerla. Importa mucho más la proporción de potasio y sodio que la cantidad de sodio en sí. Esto no significa que podamos tomar todo la sal que queramos. Significa que no nos preocupemos por echar sal a las comidas preparadas en casa, mientras tengamos un buen consumo de potasio.

¿Dónde está el potasio? Pues principalmente es un mineral que se encuentra en las frutas y verduras. Así que ya sabes, un consumo alto de frutas y verduras es tu mejor baza para evitar el riesgo hipertensión.

¡Esto es todo por hoy Cocinacas! Esperamos que la entrada haya sido útil para ti. Recuerda, a la hora de reducir tu consumo de sal es mejor que te preocupes por los alimentos procesados y leer muy bien el perfil nutricional si los compras, aunque lo más sencillo y saludable es no comprarlos. Por aquí te dejamos una receta super sencilla de Tortitas de Plátano o Banana Pancakes que te ayudarán a aumentar esa dosis de potasio mientras disfrutas de un desayuno increíblemente rico. No te olvides de suscribirte a nuestro Canal de Youtube o echarle un vistazo a las múltiples recetas que elaboramos para ti.

¡Hasta la próxima Cocinacas!

Deja tus comentarios y dudas en nuestro facebook