Frutas que maduran en casa

Frutas que maduran en casa

Danos tu valoracion

Determinadas frutas tienen la capacidad de seguir madurando tras ser recolectadas, otras, sin embargo, frenen su maduración, por ello, algunas debemos comprarlas ya maduras mientras que otras podemos adquirirlas verdes y dejarlas que sigan madurando en casa. Estas últimas reciben el nombre de “climatéricas”. A continuación, te damos algunas nociones sobre ellas y te contamos cuáles son las frutas que maduran en casa y que otras debemos comprar en su punto óptimo de maduración. En nuestra página podéis encontrar otros interesantes artículos, como es el caso, por ejemplo, de nuestra entrada sobre cómo aprovechar la fruta madura.

Lo habitual es que la recogida de la fruta se haga teniendo en cuenta el tiempo que tardará en recolectarse, el que permanecerá almacenada y el que se necesitará para distribuirla y venderla, por ello, en la mayoría de casos la recolección se hace varios días antes de que la fruta haya alcanzado su punto óptimo de maduración. En el caso de aquellas frutas que no tienen la capacidad de seguir madurando una vez recolectadas, estas prácticas hacen que su calidad gustativa se vea reducida, en el caso de las frutas climatéricas, capaces de seguir madurando, la recolección temprana se deja notar menos en su calidad gustativa.

En la maduración de las frutas interviene un gas llamado etileno. En el caso de las frutas climatéricas se produce un aumento de dicho gas durante la maduración, mientras que las no climatéricas no sufren ese incremento, manteniendo los niveles de etileno estables en todo momento, lo que hace que sean incapaces de seguir madurando una vez recolectadas.

Desde el punto de vista gustativo y económico, es importante aprender a distinguir las frutas que seguirán madurando en casa de aquellas que se quedarán en el mismo estado que presentaban al adquirirlas. ¿Quien no ha comprado alguna vez una piña y ha terminado tirándola a la basura al ver que el insípido sabor que presentaba al llegar a casa sigue estando presente varios días después? Si aprendemos a distinguirlas, ahorraremos dinero al no tener que tirar fruta a la basura.

Frutas climatéricas (siguen madurando en casa)

Son aquellas que podemos comprar aunque no presenten un estado de maduración óptimo, ya que continuarán madurando en casa. Dentro de este grupo tenemos: kiwi, aguacate, chirimoya, ciruela, pera, manzana, melón, plátano, banana, tomate, sandía, higo, melocotón, membrillos, mango, arándano, maracuyá, guayabo, nectarina, etc.

Frutas no climatéricas (no siguen madurando)

Este grupo engloba a aquellas que acabarán pudriéndose antes de madurar porque no tienen la capacidad para seguir haciéndolo una vez recolectadas. Todas ellas deben comprarse en su punto óptimo de maduración. En este grupo tenemos: todos los cítricos (naranjas, mandarinas, limones, pomelos, etc), cereza, uva, piña, fresa, calabaza, granada, níspero, frambuesa, zarzamora, pepino, etc.

Deja tus comentarios y dudas en nuestro facebook