Historia de los macarons

Historia de los macarons: las galletas francesas de colores

¿Nos votas?

La historia de los famosos macarons, las galletas francesas de colores,—crujientes por fuera–, suaves y cremosas por dentro. Los macarons, son galletas de merengue y almendra. Mil y un colores y sabores distintos: grosella, chocolate negro o limón y albahaca. Una galleta que “entra por los ojos“, como si fuera una caja de acuarelas. Si te gustan los viajes y las recetas, te contamos más detalles de la historia de los macarons y dónde probar estas deliciosas galletas de colores.

Su origen es italiano, pero son conocidas en todo el mundo como una galleta francesa.  Los macarons van unidos a la historia de Francia. Estas golosinas ya se servían en los banquetes de la nobleza como en la boda de Luis XIV y María Teresa de Austria y Borbón, infanta de España en 1660.

Historia de los macarons

¿Qué son los macarons?

galletas francesas de colores tan “chic“ que hoy podemos admirar en las mejores pastelerías del mundo, son un dulce tradicional de Francia. Se elaboran con: clara de huevo, almendra molida, azúcar glas, azúcar blanquilla y colorante. Con estos ingredientes se elabora la galleta —de una textura crujiente similar a espuma de merengue—. Se monta dos mitades, y en su interior se rellenan con distintos sabores como ganaché de chocolate, crema de vainilla o de frutas. No son fáciles de hacer, como cualquier dulce que lleva clara de huevo , “cogerles el punto“ es todo un arte, en este artículo puedes ver los errores más frecuentes al preparar macarons.

Historia de los macarons

Historia de los macarons

Los macarons nacieron en el siglo XVI en Italia. el término “macarons“ proviene de la palabra italiana “maccheroni”. Antiguamente no solo se refería a un plato de pasta al huevo, también un tipo de dulce parecido al mazapán que se elabora con almendras.

Esta pasta de almendras se introdujo en Italia sobre el año 1500,  en aquel entonces era un dulce sencillo, sin colores ni variados sabores. De Italia llegaron a Francia a través de la influencia de Catalina de Médicis, italiana de nacimiento que se casó con el duque Henri de Orleans. El escritor francés François Rabelais (1494-1553) fue uno de los primeros escritores que mencionó estos dulces como «pequeños y redondos pasteles de almendra».

Historia de los macarons

Los macarons en una boda real

En 1660, macarons producidos en Montmorillon se preparaban para ferias, y acontecimientos especiales. Por ejemplo, como  la boda de Luis XIV y María Teresa de Austria y Borbón, infanta de España. El chef Adam preparó esta especialidad de dulces como uno de los postres del banquete nupcial.Historia de los macarons

A partir de aquella boda los macarons se popularizaron y comenzaron a elaborarse variantes en distintos lugares de Francia. En Amiens, en Châteaulin en Nancy o en Reims. Los macarons habían conquistado los paladares de de la aristocracia francesa, siendo una golosina que no podía faltar en cualquier banquete.

Se sabe que cuando Luis XVI junto con María Antonieta vivían en el palacio de Versalles, se servían macarons de la pastelería Dalloyau fundada en 1682 . Esta emblemática pastelería, sigue manteniendo su sede en París y más de 30 sucursales en distintos países del mundo.Historia de los macarons

El macaron se elaboraba sencillo— o de una sola cara de galleta crujiente—hasta 1830, donde comenzó a montarse con dos galletas como una especie de sándwich. En su interior se rellenaba con mermeladas, mantequillas especiadas, ganaches o compotas.

Nancy,  al noroeste de Francia , fue dónde los macarons se elaboraban por comunidades religiosas. En 1792 un decreto abolió las congregaciones religiosas en Francia,  y muchas comunidades se quedaron sin nada. Gracias a la venta de los macarons se salvaron y pudieron sobrevivir. En 1854 se creó otra nueva receta de macarons en la zona de Boulay-Moselle, en la región de Lorena.

El éxito de los macarons: la Maison Ladurée

Historia de los macarons

Los macarons— tal como los conocemos “ de doble galleta“ y con distintos colores y sabores—. Surgieron de la receta de Louis Ernest Ladurée. Un molinero que venía del sudoeste de Francia. En 1862 fundó la panadería « Maison Ladurée», en la Rue Royale de Paris. Hoy la empresa tiene tiendas en más de veinte países distintos donde miles de personas hacen cola para disfrutar de este manjar. Macarons de pétalo de rosa, de cassis violeta, de caramelo a la flor de sal o de chocolate son algunas de sus especialidades.

Donde encontrar los mejores macarons

En París

  • Como no, en « Maison Ladurée», hay varias tiendas en París, en Los Campos Elíseos número 75. En la Rue Bonaparte 21 y en el 64 Boulevard Haussmann.

Historia de los macarons

En Madrid

  • Mamá Framboise, en la  Calle Goya 5-7- Pastelerías Mallorca- con varias tiendas en Madrid. En Bravo Murillo 7, o en la Calle Juan Pérez Zúñiga 26, o la calle Serrano nº 6.

En Barcelona

  • Patissería Vives- Carrer de Sants, 74, y otra tienda en Rambla de Catalunya, 58
  • Enric Rosich en el Centro Comercial Las Arenas, Gran Via de les Corts Catalanes,08015 Barcelona

En Valencia

  • Sweetie Cakes, Calle Marqués de Zenete, 1.

Historia de los macarons

En Sevilla

  • Calle San Jacinto, 69

En Bilbao

  • Pastelería Zuricalday-Ercilla Kalea, 43, 48011 Bilbao.

¿Te ha gustado el artículo sobre la historia de los macarons? No te pierdas este otro de:

Desayuno inglés: cómo hacerlo en casa

Desayuno inglés: cómo hacerlo en casa

Deja tus comentarios y dudas en nuestro facebook