Recetas con cebolla

Recetas con cebolla

Danos tu valoracion

En crudo, a la plancha, a la parrilla o al vapor, la cebolla es un ingrediente con el que se pueden elaborar multitud de platos. En la cocina mediterránea tiene tal importancia que constituye, junto con el ajo, el punto de partida de numerosas elaboraciones. En Cocina Casera somos tan fanáticos de este ingrediente que hoy hemos decidido rendirle homenaje, para ello hemos confeccionado este recopilatorio con algunas de las mejores recetas con cebolla que ponemos a vuestra disposición en nuestro amplio recetario.
La cebolla está compuesta principalmente por agua, llegando esta a representar un 90% de su peso. además, podemos encontrar otros componentes:

  • Minerales. Siendo rica en magnesio, fósforo, potasio, azufre, calcio y fósforo.
  • Vitaminas. Posee diversas vitaminas del grupo B, sumamente importantes para el buen funcionamiento del sistema inmunológico y nervioso, además, podemos encontrar vitamina E y C, esta última con una importante acción antioxidante, protegiendo a las células de los radicales libres.
  • Aceites esenciales. Son los responsables de buena parte de sus propiedades beneficiosas.
  • Fibra. De gran ayuda para mantener en buen estado nuestro sistema digestivo.

El consumo de cebolla nos aporta importantes beneficios; su acción diurética nos ayuda a eliminar líquidos y toxinas, es muy eficaz en casos de hipertensión, cálculos renales o gota. Presenta también una importante acción bactericida, fungicida y expectorante, siendo muy útil en el tratamiento de catarros y otras afecciones de las vías respiratorias. Nuestro corazón también sale ganando con su consumo, ya que la cebolla es muy útil en la prevención de los trombos.

Para que os podáis beneficiar de todas las propiedades que esta verdura pone a nuestra disposición, a continuación os vamos a compartir cuatro recetas elaboradas con cebolla, son platos muy sencillos de preparar que están al alcance de todo el mundo, puesto que este es un ingrediente barato que podemos encontrar en cualquier tienda o supermercado.

Ya os dejamos con las recetas elegidas, si queréis ver el paso a paso de alguna de ellas solo tenéis que pinchar en el título que aparece subrayado. Estos son solo algunos de los muchos platos que podéis encontrar en nuestra página, al final de esta entrada os dejamos un enlace para que, si lo deseáis, podáis seguir viendo más recetas en las que la cebolla ocupa un lugar destacado.

Aros de cebolla

Los aros de cebolla es una de los platos que más se suele servir en los restaurantes de comida rápida. Es una elaboración sencilla que podéis elaborar en casa en muy poco tiempo. El secreto para tener éxito está, por un lado, en el rebozado, que será el que dé lugar a un delicioso y crujiente exterior, y, por otro,  en la variedad de cebolla que, preferiblemente, intentaremos que sea dulce. Una vez que tenemos los aros de cebolla rebozados, los freímos en abundante aceite de oliva a fuego fuerte, escurrimos el exceso de aceite y ya están listos para servir acompañados de cualquier salsa que sea de nuestro agrado o de un chorrito de zumo de limón. ¡Así de simple!

Sopa de cebolla

Esta es una receta ideal para esos días de invierno en los que necesitamos un extra de calor para calentar nuestro cuerpo. De fácil elaboración, el secreto de esta sopa radica en el tiempo. Debemos cocinar la cebolla muy lentamente para que sus azúcares naturales vayan caramelizando. Solo así se obtiene una sopa de gran sabor. Podemos culminar este plato colocando dentro del tazón un poco de pan tostado y cubriéndolo con queso, gratinamos el conjunto hasta que el queso se funda y nos disponemos a disfrutar de una de las mejores sopas del mundo.

Cebolla crujiente

La cebolla crujiente es un producto ideal para acompañar a numerosos platos; hamburguesas, perritos, ensaladas, etc. Como en las recetas anteriores, es una elaboración muy sencilla, para la que solo necesitamos cebolla, harina, abundante aceite y una pizca de sal. Si nunca la habéis probado, os sorprenderá su intenso sabor y su maravillosa textura. Animaos a hacerla porque en menos de media hora la tendréis lista.

Cebolla caramelizada o confitada

Para elaborar una deliciosa cebolla caramelizada solo necesitamos cebolla, sal y aceite. Aunque a mucha gente le pueda sorprender no ver el azúcar entre los ingredientes, lo cierto es que no lo necesitamos, porque la cebolla contiene azúcares naturales que son los responsables de su caramelización. Como en el caso de la sopa de cebolla, la clave para obtener un fantástico resultado está en el tiempo; cocinar la cebolla lentamente es la principal premisa que debemos tener en cuenta. Usad esta rica elaboración para acompañar numerosos platos de carne, pescado o verduras, y disfrutad del contraste de sabores que se da entre el dulzor de la cebolla caramelizada y el punto salado de otras elaboraciones.

Esperamos que hayáis disfrutado de los platos que os hemos propuesto en este recopilatorio. Como os dijimos en la introducción, a continuación os dejamos un enlace que os llevará hasta muchas otras recetas en las que la cebolla juega un papel importante. ¡No os las perdáis!

Descubre aquí más recetas como estos riquísimos aros de cebolla

Deja tus comentarios y dudas en nuestro facebook