Galletas para hacer con los niños en Navidad

Galletas para hacer con los niños en Navidad

Danos tu valoracion

Galletas con niños en Navidad

La Navidad está ya muy cerca, muy pronto los niños se tomarán unas merecidas vacaciones y andarán todo el día trasteando en casa, es un momento ideal para hacerles partícipes de actividades que nos permitan pasar tiempo con ellos, y en las que la tecnología quede al margen, en demasiados hogares los niños pasan horas y horas viendo la televisión o ante la pantalla de una consola de juegos. En la receta de hoy os proponemos una divertida actividad para llevar a cabo con vuestros hijos, se trata de elaborar unas divertidas galletas reno. Si les hacéis partícipes, veréis lo bien que se lo pasan y la cara que ponen cuanto vean aparecer ante sus ojos la cara de un animal. En Cocina Casera tenemos muchas otras galletas ideales para hacer con los más pequeños, como es el caso, por ejemplo, de nuestras Ginger bread man.

El proceso de elaboración de las galletas de hoy es tan sencillo que podéis dejar que sean vuestros hijos los que se encarguen de todo, vosotros simplemente os podéis limitar a preparar los ingredientes y a ir guiándolos a través de la elaboración, indicándoles los pasos a seguir, pero dejando que sean ellos quienes los lleven a la práctica. Si les dais la oportunidad, estamos seguros de que os sorprenderán por lo que son capaces de hacer.

¿Queréis pasar un divertido día haciendo una ricas galletas con los más pequeños de la casa? ¡Vamos con la receta! Y si te quedas con ganas de más, aquí tienes todas nuestras Recetas de Navidad.

Vídeo de la Receta

Ingredientes Para 20 unidades

  • Mantequilla – 120 gramos
  • Azúcar integral – 120 gramos
  • Huevo – 1 unidad
  • Harina de trigo – 250 gramos
  • Vainilla líquida – 6 gramos
  • Chocolate negro – 150 gramos
  • M&M’s rojos o naranjas – 20 unidades

Elaboración de la Receta

  1. En primer lugar, ponemos en un cuenco la mantequilla y el azúcar integral. Con la ayuda de unas varillas mezclamos ambos ingredientes hasta obtener una pasta de textura cremosa.
  2. Añadimos el huevo y seguimos mezclando. Hacemos lo mismo con la vainilla líquida.
  3. Seguidamente, echamos la harina y mezclamos con las varillas hasta que se incorpore a la mezcla.
  4. A continuación, tapamos el cuenco con un plástico y lo llevamos a la nevera donde dejamos que la masa repose durante 2 horas, de este modo nos será más fácil dar formar a nuestras galletas.
  5. Pasadas las 2 horas, sacamos la masa de la nevera y la ponemos entre dos láminas de papel vegetal. Con la ayuda de un rodillo la extendemos hasta que nos quede de un grosor aproximado de unos 3 milímetros.
  6. Con la ayuda de un cortapastas circular, de un diámetro aproximado de 8 centímetros, cortamos la masa. Retiramos la que queda entre los discos y la volvemos a amasar para formar más galletas.
  7. Transferimos la lámina de papel a una bandeja para horno. Llevamos al horno, precalentado a 180º C y horneamos durante 9 minutos.
  8. Retiramos la bandeja del horno y dejamos que las galletas se enfríen un poco antes de transferirlas a una rejilla metálica donde dejamos que se enfríen por completo.
  9. Ponemos el chocolate a fundir al baño María.
  10. Cuando se funda, lo introducimos en una manga pastelera con una boquilla de paso fino.
  11. Comenzamos a decorar nuestras galletas, para ello; ponemos un poco de chocolate fundido en la parte inferior y pegamos uno de los M&M´s a modo de boca. Sobre la boca, y justo en los extremos de ésta, marcamos los ojos. Seguidamente, trazamos unas líneas de chocolate que comienzan sobre el centro de cada ojo y ascienden, con una inclinación de unos 45º, hasta el borde de la galleta. Os recomendamos que echéis un vistazo a nuestro vídeo porque es, sin duda, la mejor forma de que aprender a decorarlas. Por último, trazamos pequeñas líneas, de forma alterna, perpendiculares a las dos líneas principales, la idea es emular los cuernos de un reno, que se caracterizan por presentar numerosas bifurcaciones.
  12.  Una vez que hemos caracterizado nuestras galletas, las metemos en la nevera durante unos minutos para que el chocolate solidifique.

Anotaciones y Consejos

Si el motivo que hemos elegido para caracterizar estas galletas os resulta muy complicado para hacer con niños, dejadlos que hagan uso de su imaginación, en definitiva las galletas son la excusa perfecta para pasar un rato con ellos haciendo cosas nuevas que les encantarán, lo menos importante es el resultado desde el punto de vista estético.

Deja tus comentarios y dudas en nuestro facebook