5 postres típicos del Día de Todos los Santos

5 postres típicos del Día de Todos los Santos

¿Nos votas?

¡Hola Cocinacas! Los españoles tenemos la tradición de celebrar las fiestas con platos dulces, así que en esta ocasión queremos enseñarte los 5 postres típicos del Día de Todos los Santos. Como cada año, se celebra el 1 de noviembre y aunque es un día para recordar a los que ya no están, la gastronomía no deja de estar presente.

Las recetas de postres no pueden faltar en días tan señalados como Reyes, Semana Santa o el día de Todos los Santos. A pesar de ser celebraciones religiosas, con el paso de los años han ido adaptándose a los nuevos tiempos y tanto el día de la celebración,  como días anteriores y posteriores se relacionan también con la gastronomía. Así, recetas típicas como el roscón de Reyes o las torrijas, se acaban elaborando en cada región de España cuando corresponde.

Lo mismo ocurre el 1 de noviembre. Lo habitual es comer ese día en familia productos de temporada como el boniato al horno y compartir los postres típicos del día de Todos los Santos. Los huesos de Santo, los buñuelos de viento y los panellets son los tres clásicos que se pueden encontrar en casi todas las Comunidades de España, sin embargo, a continuación veremos algunos más.

Buñuelos de viento

Bueñuelos de viento

Es uno de los postres típicos del Día de Todos los Santos, aunque también se comen en Semana Santa. Sus orígenes se remontan a nuestro pasado judío, ya que los sefardíes elaboraban un dulce muy similar con motivo de Janucá.

Se llaman buñuelos de viento porque en su preparación, la masa aumenta tanto su volumen que parece que esté rellena de aire. Para conseguirlo, es fundamental la temperatura del aceite. Si la masa se echa con el aceite algo frío se hundirá; y si está demasiado caliente, no se hinchará.

La masa es de harina y azúcar y lo habitual es que estén rellenos, sobre todo de crema pastelera aunque también existen otras opciones, como de nata o chocolate. También existe una versión salada, los buñuelos de bacalao.

Huesos de Santo

Es otro de los postres típicos del Día de Todos los Santos más consumido en toda España. Lo encontrarás en practicamente todas las pastelerías.

Es un dulce de mazapán con un relleno que puede variar, siendo el más habitual es de yema. Son artesanos por lo que requieren de bastante trabajo.

Se denominan así porque su forma recuerda a pequeños huesos y, además, al ser muy comunes en el Día de Todos los Santos, se han quedado con ese apellido.

Panellets

Panellets, uno de los postres típicos del día de todos los santos

Es uno de los postres más típicos de Cataluña.

Los ingredientes que lleva cualquier panellet son el azúcar, los huevos, boniato o patata cocida, almendras molidas y piel de limón rayada. Sin embargo, pueden combinarse con otros alimentos para dar lugar a diferentes tipos de panellets.

Los más conocidos son los panellets de piñones, a los que se les añade este ingrediente en su superficie. Pero también se les pueden añadir otros frutos secos o productos como el coco, el chocolate, el café o la almendra.

Pestiños con miel

Pestiños con miel
Pestiños con miel y azúcar

Son unos dulces muy típicos del sur de España, concretamente de Andalucía. Los comen durante la época navideña y Semana Santa, aunque también es tradición en el Día de Todos los Santos.

Los pestiños con miel o con azúcar (existen las dos variedades) se elaboran con tres ingredientes básicos: harina, aceite de oliva y azúcar. Aunque su forma puede variar, lo habitual es que los pestiños queden similares y sean un dulce cuadrado con dos de sus puntas opuestas dobladas hacia dentro.

Otros postres típicos del día de Todos los Santos

Membrillo de Granada

En algunos puntos de España es muy popular salir a comer al campo ese día festivo y llevar de postre dulce de membrillo acompañado de diferentes frutos secos, como las nueces o las castañas. Esto es especialmente tradicional en Extremadura, donde el dulce de membrillo con frutos secos suele comerse sobre unos panecillos típicos de la zona. La receta con queso también está deliciosa.

Y para el final hemos dejado al producto estrella del otoño: las castañas. Durante la primera semana de noviembre se celebra, sobre todo en el norte de España, La Castañada. Por ello, el Día de Todos los Santos es una de las fechas en las que se asan castañas o se preparan postres de castañas como ingrediente principal, por ejemplo estas natillas de crema de castañas.

En Orense, por ejemplo, acompañan las castañas de carne de cerdo y chorizos. En Asturias celebran el Magüestu, donde lo típico es beber sidra y se tiran algunos frutos al suelo para que coman los difuntos. En Sanabria (Zamora), las familias recogen las castañas, que se comen con miel o cocidas en leche, con jotas y canciones populares de fondo. Mientas que en el País Vasco, el Magosto es conocido como Gaztainerre o Gaztañarre y además de castañas, comen caracoles o morokil, una masa frita de maíz. Por su parte, en Cataluña y Aragón se celebra la Castanyada y comen también panellets, boniatos, fruta confitada, y, por supuesto, se bebe moscatel.

¿Cómo celebras tú el Día de Todos los Santos? Cuentanoslo a través de los comentarios y también cuál es tu postre favorito de ese día. Este año, tú mismo/a podrás hacer la receta de casi todos ellos. ¡Anímate y nos cuentas!

¡Hasta la próxima Cocinacas!

Deja tus comentarios y dudas en nuestro YouTube