Meriendas saludables para los niños

Meriendas saludables para los niños

Cuando escuchamos decir que para una alimentación sana es necesario comer 5 veces al día es porque así evitamos un exceso de peso, saciamos el apetito y evitamos la ansiedad, pero ¿qué pasa con los más pequeños de la casa? Los niños también necesitan ese aporte de energía extra a media mañana y en la merienda que hacen que se mantengan activos y puedan realizar sus actividades diarias. Hoy queremos mostrarte una serie de meriendas saludables para los niños, ya que esta comida es esencial para una alimentación sana y es por ello que debemos cuidarla con el mismo interés que ponemos en las demás comidas.

Ideas de meriendas saludables para los niños

Bocadillos y sándwich

El bocata es desde siempre una de las meriendas preferidas de los más pequeños, sin embargo, como padres y adultos debemos tener en cuenta una serie de cosas para que su consumo sea lo más saludable posible para nuestros hijos. Lo primero es el pan, a poder ser evitar los envasados, ya que estos suelen contener mayor cantidad de azúcar y sal, además de grasas saturadas. El pan es mejor si es el de panadería de toda la vida, y si lo compramos integral todavía más sano porque presenta mayores beneficios a nivel nutritivo.

En cuanto al relleno debemos intentar que sea variado y cada día diferente, como opciones sanas tenemos el pan con tomate y jamón ibérico, sándwich vegetal, bocata de atún o de pavo y para darles de vez en cuando un caprichito a nuestros niños pan con chocolate a poder ser negro. Los bocadillos y sándwich son una merienda recomendable si sabemos escoger los mejores ingredientes… ¡a tener en cuenta!

Frutas

La fruta es para los más pequeños un imprescindible. Sabemos que son muchos los niños a los que les cuesta comer 5 raciones diarias, comerse una pera o una manzana puede resultarles de lo más aburrido, pero si buscamos la manera de adornarlas un poco seguro que no se les hace tan pesado ¿no crees? Para lograr que nuestros niños se entusiasmen con la idea de comer fruta te recomendamos que los dejes colaborar tanto en la elección como en la elaboración de las recetas. También es importante que se las ofrezcas de tal manera que sean atractivas para ellos, por ejemplo, una macedonia de frutas en un bol con sus personajes favoritos o una brocheta de frutas que podemos alternar con queso fresco… ya sabes que nuestros chiquitines comen más por los ojos que por la boca.

Yogurt

Al igual que el bocadillo, el yogurt es una buena opción como merienda siempre y cuando tengamos en cuenta una serie de cosas. Ojo con el azúcar, ya que los yogures de sabores contienen como tres cucharadas de azúcar, es preferible dar a nuestros niños yogurt natural y añadir una cucharadita de azúcar para que se les haga más agradable. Otra opción más saludable aun es el yogurt natural con un poquito de miel y algunos trocitos de fruta, también con cereales estaremos dando a nuestros niños una merienda equilibrada.

Repostería casera

¿A qué niño no le gusta un postre? De vez en cuando podemos dar a nuestros hijos un caprichito y para ello lo mejor es la repostería casera. Para que los niños crezcan sanos y fuertes es importante que evitemos a toda costa la bollería industrial, ya que esta posee una gran cantidad de calorías, así como de grasas y azúcares. Si nos ponemos manos a la obra podemos dar a nuestros niños un postre sano, con más proteínas, minerales, vitaminas y fibra. El bizcocho casero es sin duda una buena opción, a los niños les encanta y es saludable, también de vez en cuando unos crepes con poca azúcar o con miel será todo un manjar para nuestros pequeños, ¡verás que contentos se ponen!

Anotaciones

La merienda para los niños debe aportarles unas 230 calorías al día, para que sea beneficiosa lo mejor es dársela sobre las 5 de la tarde, de esta manera llegarán con hambre a la hora de la cena y comerán como es debido. Como recomendación, controla los nutrientes que tus pequeños comen cada día y haz que las meriendas sean variadas para que no se aburran comiendo siempre lo mismo.

Por cierto, como bebidas para la merienda lo mejor que podemos dar a nuestros niños es un buen vaso de leche o un batido de frutas naturales, como referencia te dejamos nuestro batido de plátano y nuestro batido de fresas con los que estamos seguros disfrutarán al máximo…

Deja tus comentarios y dudas en nuestro facebook